Parientes de funcionarios concursarán por cargos

El oficialismo presentó una alternativa para las contrataciones de familiares.

Los presuntos problemas de nepotismo en la actual administración municipal, es decir, la designación de familiares de funcionarios políticos en distintos cargos dentro del Municipio, han vuelto al primer plano de la atención pública a partir del tratamiento en el Concejo Deliberante de un proyecto alternativo al que se venía analizando para terminar con esta práctica. La nueva propuesta, impulsada por ediles oficialistas, permite que los involucrados puedan competir en concursos para quedarse con los puestos en disputas.

La concejal opositora María Eugenia Villarroel Sánchez ya se había puesto de acuerdo con el titular de la comisión de Gobierno del CD, Miguel Aninao, para buscar el despacho favorable a la iniciativa que ella había presentado para que en la comuna no se den expresiones de favoritismo hacia parientes y allegados, un asunto que irrita sobremanera a la población.

Te puede interesar...

Se recordará que el propio presidente Mauricio Macri había propiciado, a principios de año, el debate nacional sobre el tema al impulsar un decreto para que los familiares de funcionarios dejen sus cargos en el gobierno federal. Al final, fueron bastante pocos los casos de personas que abandonaron sus lugares en los plazos convenidos, lo que dejó una sensación de que no se había avanzado demasiado.

En Cipolletti, Villarroel Sánchez empezó, en los primeros meses del año, a lidiar para despejar los interrogantes sobre presuntos casos en la comuna. Solicitó informes y presentó un proyecto que lleva unos seis meses en estudio en comisiones sin que haya podido materializarse. Pero ahora, cuando ya podía contar con despacho de comisión, el texto tendrá que ser confrontado con otro impulsado por los ediles oficialistas Marisa Lazzaretti, Diego Rudy y Marcela Linhardo.

El problema es que las iniciativas parecen ser incompatibles. Ya que mientras el trabajo de la opositora procura desterrar las prácticas nepóticas y que los familiares y allegados de funcionarios dejen sus cargos, el promovido por el oficialismo busca establecer un sistema de concursos para que los parientes puedan presentarse para competir por los cargos en cuestión y eventualmente ser ratificados si ganan frente a sus rivales.

Ambas propuestas serán debatidas hoy en reunión de comisiones del Legislativo cipoleño en procura de hallar algún punto de contacto. Por ahora, los presuntos casos existentes, que involucrarían a familiares de algunos integrantes del Ejecutivo municipal y del CD, seguirán esperando por ser dilucidados y para que la transparencia efectivamente prime.

Los concursos y la carrera administrativa están congelados hace dos décadas

La posibilidad de efectuar concursos para blanquear los presuntos casos de nepotismo en el oficialismo cipoleño plantea desde ya algunos cuestionamientos. Según señaló la edil María Eugenia Villarroel Sánchez, el Municipio congeló la carrera administrativa y la posibilidad de concursos para su personal a mediados de los años 90. El único intendente que, desde entonces, abrió el grifo para concursar y

buscar ascender en el escalafón fue Alberto Weretilneck, en su primer mandato. Pero fue una excepción y la reivindicación de la rehabilitación de la carrera administrativa sigue pendiente hasta hoy. Por eso, hace ruido que el oficialismo procure ahora acudir a este mecanismo para que los familiares de funcionarios tengan esta posibilidad. En condiciones, además, que habría que determinar con mucho cuidado.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario