Las calles de tierra quedaron llenas de pozos

Se demoran las tareas de reparación de las arterias tras las intensas lluvias de tiempo atrás. Bronca de los conductores.

El estado de muchas calles de ripio en distintos puntos de la ciudad deja mucho que desear. Tras las lluvias intensas de hace ya varios días, las arterias de este tipo quedaron en muy mal estado y las refacciones se están demorando más de la cuenta, para bronca y malestar de los automovilistas.

En particular, los inconvenientes se tornan muy desagradables para quienes recorren la ciudad en forma cotidiana por cuestiones de trabajo, como los taxistas y transportistas de diversos rubros. Para ellos, transitar por algunos tramos de calles, por ejemplo de la Ecuador, resulta una proeza habitual que no les gusta sufrir.

Los conductores que frecuentan las calles de la ciudad afirman que el daño en las arterias de ripio es generalizado pero el estado es mucho peor, como suele pasar, en los barrios de la periferia y, muy particularmente, en las tomas.

Pero en determinados barrios urbanos como el Don Bosco el problema es igualmente acuciante lo mismo que en otros como el CGT, el Mercantiles y otros ubicados al este de Presidente Perón. Esta misma calle, la Perón, al norte de la curva de Illia, presenta serias roturas, lo mismo que Naciones Unidas, también hacia el norte de Illia.

Entre las arterias de ripio puntualmente desastrosas se cuen-

ta, además de la Ecuador, la Venezuela en un extenso tramo, todo lo cual urge a efectuar reparaciones.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario