El clima en Cipolletti

icon
18° Temp
19% Hum
LMCipolletti pacientes

Desbordó la guardia y tuvieron que asistir a pacientes en sala de espera

La guardia del hospital de Cipolletti se llenó de pacientes y algunos tuvieron que recibir su medicación en la sala de espera. Hay cinco personas que aguardaban una cama para internarse.

Sala de observación, shockroom, consultorios, pasillos...anoche, la guardia del hospital Pedro Moguillansky se llenó de pacientes con coronavirus; y a los que acudieron por otro tipo de patologías se les tuvo que brindar atención en la sala de espera. Sucedió con dos mujeres mayores que presentaban dolor estomacal y recibieron suero. "Tuvieron que ser medicadas allí para no mezclarlas con los pacientes Covid-19 que estaban en el interior de la guardia", explicó el personal de salud.

Incluso, esta mañana permanecían alojadas cinco personas que esperan que se libere un cama porque requieren ser internadas. Según se indicó desde la guardia, son dos hombres de 72 y 77 años, y un matrimonio de 69 y 65 años. Todos ellos cursan una neumonía por Covid-19 y tienen cobertura social (PAMI). Además, esta mañana había una mujer de 79 años con un accidente cerebrovascular (ACV).

Te puede interesar...

También recibieron a dos pacientes neuquinos con Covid-19 que no encontraron lugar en la vecina ciudad porque su sistema está colapsado; y uno de ellos falleció este fin de semana, en la guardia, esperando una cama. Se agregaron múltiples salidas en ambulancia y la atención de pacientes que podrían haber permanecido en sus casas, pero decidieron esperar cinco horas a que la guardia se acomode nuevamente. Gente que tenía picaduras de insectos, problemas bucales y un trauma leve de mano.

"Nunca, ni en épocas normales, se asiste a un servicio de emergencias por un dolor de muelas. Para eso están los odontólogos atendiendo en los periféricos. Pero la gente no asiste a los controles ni se cuida la salud bucal. Además, un paciente tenía obra social para asistirse en un privado", comentó el personal.

En diálogo con LMCipolletti, la directora del hospital Pedro Moguillansky, Claudia Muñoz, expresó que "es la primera vez que nos pasa, esto de asistir a los pacientes en la sala de espera de la guardia porque tenemos todos los espacios ocupados con pacientes Covid-19; y no los podemos mezclar".

"Ojalá que no se vuelva a repetir y que la población no lo naturalice, porque es muy triste y dolorosa la situación a la que nos estamos enfrentando, ver lo que se lucha en los hospitales cuando no se consigue lugar para asistir a la gente", agregó la autoridad sanitaria en Cipolletti.

coronavirus

Muñoz advirtió con preocupación que el personal de salud está agotado y se está enfermando, desde el médico hasta el empleado que hace la tarea esencial de limpiar las instalaciones de los hospitales. Dijo que sienten "mucha frustración" porque el esfuerzo que se hace y van a seguir haciendo no tiene correlato alguno con lo que sucede afuera del hospitales. "Salís y te encontrás con otro mundo. La vida sigue igual, como si nada estuviese pasando. Por eso, vamos a seguir lamentando la pérdida de vecinos de Cipolletti", acotó.

Para descomprimir la guardia del hospital, solicitó a la población que no concurra si no tiene síntomas graves. Mucho menos que el paciente se acerque con dos o tres personas más, si puede movilizarse por sus propios medios. Esta situación es totalmente innecesaria.

Además, aseveró que la gente que tiene cobertura social tiene que ser absorbida por los médicos de cabecera, ya que "esto es una pandemia y todo el aparato de Salud tiene que responder, no solo el público".

El domingo salieron de la guardia algunas derivaciones de pacientes con Covid-19 a Viedma, pero ya se les informó que no tienen más camas disponibles y en Cipolletti también están llenas. "A la comunidad se le tiene que encender la luz roja para que no salga de su casa si no es necesario", enfatizó Muñoz.

En las últimas horas, salió el decreto presidencial que retrotrae a Cipolletti y al departamento de General Roca a la situación de aislamiento social, preventivo y obligatorio por Covid-19. Las autoridades provinciales y municipales todavía no establecieron los alcances del nuevo decreto. No obstante, desde el Comité de Crisis local, la autoridad sanitaria dijo que la norma no modifica mucho la situación actual.

Sin mayores cambios

"Más de lo que hemos hecho no vamos a poder hacer y restringir, a esta altura, no está dando resultados. Lo vemos: la población, aunque no toda, no respeta el distanciamiento. No absorbe lo que nosotros decimos, que el virus se mueve si nosotros nos movemos y nos tenemos que cuidar. Además, tenemos que entender la situación económica. Pero el problema acá no pasa por salir a trabajar, porque la gente lo puede hacer. Lo social, las reuniones y juntadas, no se pueden manejar. Eso es lo que nos complica", evaluó Muñoz.

Desde el Comité de Crisis local dijo que solicitarán que no se abra más nada de lo que ya está y reforzarán algunas estrategias en la calle con voluntarios para ir a los barrios y hacer más difusión y seguimiento de pacientes positivos de Covid-19 que están aislados en sus domicilios. "Resulta impensado volver a fase uno por la actitud de la gente", aseguró Muñoz.

No pueden afectar más personal de salud de los hospitales para hacer este trabajo, por lo que es posible que convoquen a las organizaciones intermedias no gubernamentales para que colaboren con las visitas a domicilio y las campañas de concientización por Covid-19.

Al cabo de siete meses de pandemia, el cansancio también recae con mucha fuerza sobre el personal de seguridad, agentes de Protección Civil y los inspectores de Tránsito y Comercio. "Es gente que estuvo trabajando desde el principio -en la lucha contra el Covid-19- y que se encuentra con el maltrato y la violencia. Por eso, resulta impensado volver a fase uno, por la actitud de las personas que ya no respetan el aislamiento", se sinceró Muñoz.

Aseguró que todavía se brinda respuesta a la población, pero admitió que la situación de elegir a quién asistir y a quién no está cerca. "Si seguimos así, con este ritmo de contagios por Covid-19, lamentablemente nos esperan tiempos muy duros; y esto quedará en manos de la población también porque es responsabilidad de cada uno cuidar su salud y la de otros", concluyó la autoridad sanitaria en Cipolletti.

Las cifras del Covid-19 en Cipolletti

De acuerdo al último informe elaborado por la Unidad de Vigilancia Epidemiológica del hospital cipoleño, hasta el domingo a las 22.07 había en la ciudad 902 casos positivos activos confirmados mediante hisopados y 68 más diagnosticados por nexo epidemiológico con otros pacientes. Además, permanecían en aislamiento 610 vecinos; 998 lograron vencer al virus y 67 fallecieron desde que inició la pandemia.

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

57.142857142857% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
2.8571428571429% Me aburre
40% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario