La desesperante situación de los ahorristas que pagan un auto

Los costos de fabricación de los autos cero kilómetro se fueron a las nubes y se trasladaron al valor de las cuotas. Algunos ahorristas ven consumidos el 70 por ciento de sus sueldos.

Ahorristas que están pagando un auto cero kilómetro expresaron su malestar abiertamente, ante la enorme dificultad para cubrir el pago de las cuotas que no dejan de incrementarse, mes a mes. Aunque en tiempos de cuarentena obligatoria se supone que las automotrices no pueden ajustar los valores, advierten que los costos de fabricación regidos por el dólar no paran de crecer y luego estos son absorbidos irremediablemente por los ahorristas que están pagando un plan, sumado a otros intereses y derechos administrativos.

"Hay mucha gente damnificada en la provincia que no sabe cómo pagar la cuota de su auto, ya que representa el 70 por ciento de su sueldo o más. Es terrible la situación, desesperante", expresó uno de los damnificados que visibilizó la situación del conjunto, Maximiliano Ariel Ortíz.

Te puede interesar...

En diálogo con LMCipolletti, el damnificado comentó que por ahora no tienen mucho margen de maniobra para modificar el estado de situación ya que, por un lado, no hay forma de que den marcha atrás con los costos de fabricación; y por otro, la Justicia en Río Negro ya denegó los amparos colectivos de los ahorristas.

Dijo que se pude presentar el reclamo de forma individual, pero aclaró: "En este momento la acción no es prioridad para la Justicia, si querés quejarte o pedir una intervención, te dicen que no es una cosa de primera necesidad".

Los ahorristas están atados de pies y manos para salir de esta situación, muy apremiante para muchos cipoleños y vecinos de otras localidades. Si no pagan, corren riesgo de que la concesionaria les saque el auto, les embargue sus sueldos o se sigan endeudando; ya que el prorrateo de la deuda no es para todos los modelos de auto.

Por dar un ejemplo, Maximiliano comenzó a pagar su auto Ford Fiesta Kinetic en 2016. Recordó entonces que pagaba una cuota equivalente a los 1.900 pesos. Cuatro años después, está pagando 15.900 pesos. Es decir, ocho veces más del valor inicial. "Me faltan ocho cuotas y estoy pagando un auto a razón de $1.150.000, lo que sale según los costos de fabricación. Pero si yo lo quiero vender, no sale más de $590.000 lucas en el mercado", advirtió.

Si bien reconoció que "nadie les puso un arma en la cabeza para comprarse un auto", consideró que tampoco es razonable que tengan que pagar cuotas tan elevadas que se rigen por los costos de fabricación, ni resulta justo que no se admitan los amparos colectivos, siendo que la problemática es generalizada.

"A todos los ahorristas con planes de autos nos está pasando lo mismo y las empresas dejaron un vacío para que estemos en una nebulosa", enfatizó el damnificado.

"Pedimos un poco de empatía, que se pongan en el lugar de los ahorristas, porque es terrible lo que está pasando. Hay gente que prácticamente no cobra su sueldo porque le debitan la cuota", cerró.

LEÉ MÁS

Abren iglesias, inmobiliarias, concesionarias, agencias de viaje, clubes y otros comercios

Habrá caminatas recreativas de una hora en la ciudad

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario