En un comunicado aseguraron que quieren “llevar tranquilidad a los empleados y vecinos de nuestras operaciones porque se están haciendo los máximos esfuerzos en materia de seguridad para minimizar el impacto de este tipo de eventos”.

Te puede interesar...

A su vez, informaron que la Justicia Federal ya intervino en el caso y abrió una investigación para determinar el origen y los responsables. “YPF está colaborando con la investigación y aportando toda la información necesaria”, remarcaron.

El martes, efectivos de la Brigada de Explosivos del cuartel de Bomberos de Allen neutralizaron un artefacto explosivo que había sido colocado en un pozo petrolero de YPF. La primera hipótesis apunta a “manifestantes mapuches” ya que, según trascendió, junto a la bomba había una nota que reclamaba la liberación del lonco mapuche Facundo Jones Huala, uno de los líderes de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM).

Al momento de su hallazgo, el explosivo se encontraba en una mochila, arriba de un zeppelin de gas natural. Consistía en una botella de combustible conectada a una batería de 9 volts y un detonador casero realizado con una lámpara, virulana como resistencia y un reloj.

La causa judicial, en tanto, quedó en manos del juez federal de General Roca, Hugo Greca.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario