Los presos se quedan sin salidas y sin visitas íntimas por el coronavirus

Las medidas se extienden hasta el 31 en todas las todas las cárceles rionegrinas. Se mantendrán algunos planes y a cuentagotas.

Las cárceles rionegrinas no serán ajenas a las medidas preventivas que se aplican en distintos establecimientos públicos por el coronavirus. En las últimas horas trascendió el detalle de un completo protocolo que deben cumplir agentes penitenciarios y que incluye al conjunto de los internos que se encuentran en distintas etapas de cumplimiento de penas.

Uno de los puntos que más preocupaba a los presos era el tema de las visitas y, en primera instancia, desde Salud Pública se consideró que podrán seguir recibiendo a sus familiares pero bajo estrictas medidas, que incluyen un control médico. "Si reúne los criterios de fiebre más alguno de los síntomas enumerados, el mismo no podrá ingresar por el riesgo de transmisión de gérmenes hacia una comunidad cerrada", se especificó en el documento que recibieron los responsables de los penales de Cipolletti y el resto de la provincia.

Te puede interesar...

Entre los síntomas sospechosos que se mencionan están tos seca, goteo nasal, dificultad respiratoria y dolor de garganta.

En el caso de aquellas personas que refieran un viaje reciente a un país considerado "de riesgo" y presenten síntomas, directamente no podrán pasar y quedarán a disposición de personal de salud. Igual medida alcanzará a quienes no revelen síntomas pero sí hayan estado fuera del país en las últimas semanas.

Las visitas también serán obligadas a firmar una declaración jurada donde descartan el posible contacto con personas que estuvieron en lugares de riesgo y tenían síntomas sospechosos.

En procura de proteger al personal penitenciario administrativo, mantendrán una distancia de dos metros con los visitantes.

Habrá una prohibición de ingreso para familiares mayores de 60 años y menores de 15.

Las requisas continuarán, con el cuidado de que los agentes encargados de ese trabajo estarán provistos de guantes y barbijos.

Respecto de las salidas transitorias, se resolvió interrumpirlas hasta el 31 de este mes. "Todas las salidas transitorias y regímenes de semilibertad que se encuentren otorgados por los jueces de ejecución", se indicó a la hora de describir el carácter de la interrupción momentánea de los beneficios.

Y los presos que tengan trámites pendientes en las oficinas judiciales deberán resolverlos mediante el sistema de videoconferencia.

Finalmente, se resaltó que las medidas "se toman en virtud de salvaguardar la salud".

Sin caricias ni besos con la pareja

Uno de los temas sensibles que tuvieron que resolver los funcionarios de Salud en el caso de las cárceles fueron las visitas. Además de que cada preso solo podrá recibir un familiar, el encuentro se limitará a dos horas.

También se puntualizó que, "dada la necesidad de mantener distancia, queda suspendido hasta nuevo aviso el régimen de visita íntima".

Casi en un llamado de comprensión al conjunto de la población carcelaria, se pidió la máxima colaboración.

LEÉ MÁS

Golondrinas, complicados por la crisis pandémica

Temor en los asentamientos por el virus

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario