El adolescente que escapó en un auto robado es hijo de una narco

Protagonizó una intensa persecución a bordo de un auto de alta gama, pero fue detenido e identificado. Tiene 18 años y es hijo de una condenado por narcotráfico.

La Fiscalía le formuló cargos al adolescente que protagonizó el fin de semana una gran persecución a bordo d un auto de alta gama que había sido robado en Buenos Aires. Se trata del hijo de una conocida narco de la ciudad.

El sábado mismo, cuando fue detenido el conductor de un Volkswagen Passat color gris, se le formularon cargos por adulteración de chasis y motor de un vehículo. Según indicaron desde el Ministerio Público Fiscal, se trata de Franco Hernández, un adolescente de sólo 18 años hijo de Ruth Montecino, la mujer condenada por narcotráfico en la causa conocida como “Clan Montecino”.

Te puede interesar...

Informaron desde la Justicia que el joven, por su edad, no tenía antecedentes policiales y quedó libre ese mismo día bajo el cumplimiento de medidas cautelares.

Hernández iba en el auto junto con otros tres jóvenes cuando eludió a toda velocidad un control de tránsito sobre la Ruta Nacional 151, y protagonizó una intensa persecución por las calles cipoleñas que terminó en el frente de su domicilio en el barrio Don Bosco.

Con intervención del fiscal de turno y un abogado defensor, se negoció un allanamiento, el secuestro del vehículo y la entrega del conductor.

Tras la detención, se le formularon cargos por el delito que tiene una carátula de leve, y recuperó la libertad el mismo día.

Se supo que el auto tenía pedido de secuestro por robo desde el 5 de enero pasado en Buenos Aires.

Un polémico prontuario

El adolescente ya era un personaje conocido en el ambiente delictivo cuando aún no había cumplido la mayoría de edad.

Según se conoció, en diciembre del 2018, el joven había sido detenido en la plaza San Martín con una bolsa con 2 kilos de droga, que sería para su comercialización. Como era menor de edad la causa quedó trunca.

Sólo un mes después protagonizó un nuevo hecho que llamó la atención. Transitaba alcoholizado en una camioneta de alta gama por los puntees carreteros, huyó del operativo y cuando fue alcanzado por los patrulleros, casi atropelló a los agentes.

En ese momento el joven de 17 años se sometió al test de alcoholemia que arrojó un resultado de 0,42 gr/l, cuando en rutas provinciales el máximo no puede superar los 0,20. Además, el conductor no tenía la documentación del vehículo.

A los pocos días la familia Montecino se acercó hasta Seguridad Vial y logró recuperar la camioneta, una Volkswagen Amarok color negra, ya que acreditaron que formaba parte de su patrimonio.

LEÉ MÁS

Cuatro jóvenes protagonizaron una peligrosa persecución en un auto de alta gama robado

Hijo de jefa narco intentó evadir un control y casi atropelló a un policía de tránsito

Los Montecino recuperaron la Amarok retenida

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario