Día clave para el asentamiento de la Isla

Vence el plazo para el desalojo voluntario de la toma que lleva 7 meses. Hoy habrá una reunión en la que podría llegarse a un acuerdo.

Hoy vence el plazo que dispuso la Justicia para que los ocupantes de la toma La Lucha, ubicada en la Isla Jordán, se vayan de forma voluntaria. Se suponía que si no se iban, la Oficina Judicial debía convocar a una nueva audiencia para que un juez ordene el desalojo solicitado oportunamente por la fiscalía cipoleña. Sin embargo, parece que no hará falta llegar a esa instancia.

Fuentes judiciales informaron a LM Cipolletti que los ocupantes accedieron a reunirse con el equipo de fiscales que interviene en el caso para cerrar un acuerdo. En principio, los que quedan estarían dispuestos a abandonar el lugar, si pueden zanjar algunas situaciones puntales, de gran vulnerabilidad social. De esta manera, la fiscalía cipoleña se juega la última ficha para encontrar una resolución alternativa la conflicto, antes de proceder con el desalojo. La realidad es que muchas de las familias que tomaron el lugar ya no están, y son apenas tres las que resisten de manera permanente.

Te puede interesar...

Las expectativas para resolver este conflicto son buenas. No obstante, la historia de esta toma también indica que hubo marchas y contramarchas y varias instancias de conciliación que se frustraron, de modo que tampoco se puede afirmar con total certeza que los ocupantes se vayan por las buenas en el transcurso de esta jornada. Es una posibilidad si la reunión de hoy es un éxito.

La nueva toma en la Isla Jordán se gestó hace unos siete meses en terrenos del fisco municipal que no se pueden urbanizar. Además, por su proximidad con el río, se trata de una zona inundable, por lo que cualquier asentamiento que se consolide en el lugar estaría en riesgo permanente.

Hasta el momento, el juez que interviene en el caso, Marcelo Gómez, no hizo lugar al desalojo forzoso que pidieron la fiscal Rocío Guiñazú y el Ejecutivo municipal. Pero sí intimó a los ocupantes a que se retiren en 30 días de forma voluntaria para evitar así un desenlace violento al conflicto.

En total fueron 6 las personas a las que le formularon cargos, una de las cuales tenía un pedido de captura nacional por una causa de narcotráfico que tramitaba en los juzgados federales de Bariloche. El joven fue trasladado a la ciudad lacustre para enfrentar a la Justicia, mientras que varios de los ocupantes del predio de la Isla Jordán comenzaron a irse del lugar por sus propios medios.

LEÉ MÁS

Weretilneck se tiene fe para ganar las elecciones de octubre

Denuncian deuda de cuota alimentaria por $100 mil

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario