El clima en Cipolletti

icon
16° Temp
55% Hum
LMCipolletti Claudio Di Tella

Di Tella: "Es momento de bajar un cambio, no voy a ser candidato"

El intendente no buscará la reelección. Hizo un balance positivo de los tres años de gestión, marcados por la pandemia y una altísima inflación, y seguró que se necesita un recambio generacional. "De lo que prometimos, nos falta cumplir un 7%", dijo. Se votará el 16 de abril.

Por JEP

El intendente Claudio Di Tella espera otro año de gestión marcado por un factor externo al Municipio. En 2020 fue la pandemia, y su efecto económico y social en 2021, y en el 2022 que se fue hace poco, una inflación cercana al 100% que fue muy superior al aumento del presupuesto. Ahora, se vienen las elecciones y el posterior proceso de transición. Aseguró que el balance de los tres años de gobierno es positivo proque "de lo que nos comprometimos -en campaña- nos queda un siete por ciento pendiente" para concretar en los próximos meses. Y sorprendió al anunciar que no buscará la reelección para "dedicar tiempo a la familia" y permitir "un recambio generacional" que considera necesario en la función pública.

- El 2022 tuvo una inflación muy superior a la suba de presupuesto, en función de lo proyectado y lo que se concretó: ¿cuál es el balance del año?

Te puede interesar...

- Lo que se hizo, en realidad, es lo que estaba programado para los años anteriores. Lo que nos pasó (por la pandemia) hizo más lento todo lo que teníamos previsto. Cuando arrancó la gestión empezamos con la central del monitoreo 911, por ejemplo, y se terminó concretando un año y medio después. Todo el presupuesto de obras del 2020 se reasignó al compromiso que tomamos con la salud y la ayuda social, ante mucha gente que se quedó sin trabajo o sin ingresos. Solo uno sabe lo que hemos pasado en pandemia, después... que la cuenten como quieran. Fue muy duro lo que vivimos, se generó un humor social de enojo que no es propio de los cipoleños.

- ¿Y cuáles fueron los proyectos que finalmente pudieron ponerse en marcha?

- Se puso en valor todo el corredor de la calle Fernández Oro con las plazas, el monumento a Georgias del Sur, el inicio del museo. Y avanzamos con el acceso al suelo, con un sorteo de lotes que no se hacía hace muchos años. Gestionamos 364 viviendas que ya están adjudicadas y esperamos el inicio de las obras. Y este año vamos a avanzar con otros 150 lotes con servicios.

- ¿Ya no hay grandes efectos de la pandemia para el Municipio y la ciudad?

- No, los periodos fueron bien marcados. Asumimos, y a los 60 días cerró todo, creamos el comité de emergencia y trabajamos sobre la pandemia. Luego, en 2021, fuimos el Municipio que más rápido fue abriendo actividades y pudimos darle algo de volumen al Gobierno. Y en 2022 fue el año de la inflación, pero ya con recuperación de actividad, cantidad de comercios.

- ¿La inflación también obligó a postergar proyectos?

- Nosotros tuvimos un aumento presupuestario con un aumento del 40 por ciento y una inflación del 100%. Entonces, es como hace uno en la casa, o suspende planes o va más lento. Nosotros elegimos ir más lento. El plan de asfalto era de 130 millones y terminamos pagando 250 millones. La diferencia no se transfiere al frentista, por lo que fue un costo que absorvió el Municipio, pero las obras se van terminaron o se están por terminar. El 2022 hubiese sido el año de despegue, si no fuese por el crimen de Agustina Fernández, que nos marcó incluso dentro del Gabiente. Es lo que uno nunca quiere que suceda y tratamos de colaborar en todo lo posible con la investigación. Hubo también otros avances, importantes, como la moficiación del Código Urbano.

claudio di tella (1).jpg

- ¿Considera que la inflación tendrá menor efecto este año sobre el presupuesto?

- El presupuesto se hace en función de los cálculos de ingreso de tasas y coparticipación y la proyección, que lo fija Nación. Por eso el presupuesto fue inferior y tuvimos que ir haciendo todo muy lento. Este año, en el mejor de los casos la inflación será del 65 por ciento, pero estimo que será mayor. El gobierno nacional puede emitir (dinero), la Provincia bonos, pero nosotros nada. Quizás, para este año esperamos que la diferencia no sea tan grande.

- ¿Cuáles son los ejes del Municipio para el 2023, en ese escenario?

- En febrero se licitan la obra de la pista de atletismo y las obras de las cámaras deportivas de corpofrut, con lo que tendremos dos centros deportivos. Se licitó el cambio de mil luminarias para darle más modernidad y seguridad a la ciudad. El cambio de alumbrado público va a ser un eje de trabajo en el año, por lo que hicimos tres licitaciones para que sea más ágil. Además, un intendente hoy debe comprometerse con otras cuestiones, como salud, educación o seguridad y nosotros gestionamos obras y equipamiento en ese sentido. Y también invertimos, como en la instalación de cámaras de vigilancia.

- ¿De los tres años de mandato, hace un balance positivo?

- Nosotros, en octubre, presentamos un informe dentro del partido en el que mostramos que pese a la pandemia, dee los compromisos que asumimos en 2019 nos queda un siete por ciento. Pese a todo, hicimos obras, iniciamos el proceso de municipalización de Las Perlas y pusimos en marcha el Convenio Colectivo de Trabajo. Y tenemos como gran objetivo cumplir con todo durante este año.

-¿Y cuáles son las deudas pendientes?

- Me hubiese gustado que se pueda habilitar el balneario en el Parque Costero de la Isla Jordán y mejorar el transporte público es una deuda pendiente, es una de las cosas que más me preocupa.

-Había expectativas de que este año el río fuese apto para bañarse. ¿Cuál es el estado del agua actualmente?

- El cartel de prohibido bañarse está desde 1996. Desde que se inauguró la planta de tratamiento de líquidos claocales, el 7 de enero del año pasado, empezamos a hacer informes. El último relevamiento del DPA marca que el río está bien, pero no para uso recreativo. Hay que seguir monitoreando, porque los resultados son mucho mejores y no se descarta que se pueda volver a habilitar. En este momento, no es que si alguien entra al río va a salir enfermo, pero sí puede generar alguna reacción como dermatitits o un cuadro de gastroenteritis.

- En cuanto al transporte, la empresa trabaja sin contrato, por lo que el escenario es complejo. ¿Contempla avanzar con una nueva licitación?

- Yo siempre digo que hay que saber elegir los momentos y ver las experiencias cercanas. Neuquén pudo licitar el transporte con una gran inversión, pero con un volumen de pasajeros mucho mayor. Somos una ciudad parecida a Roca, donde la empresa se fue y tuvieron que formar una cooperativa. No es el momento de avanzar con una licitación. Pero nos reunimos con la empresa para que haya más colectivos y menos tiempo de espera.

claudio di tella (3).jpg

- Este año estará marcado por el proceso electoral. ¿La fecha de elecciones está definida?

- En Cipolletti vamos a votar el 16 de abril, vamos a acompañar la decisión del gobierno provincial. Coincido en que hay un escenario de disputa a nivel nacional con el que los rionegrinos no tenemos nada que ver, pero el enojo social que se genera se traslada a la discusión. Es bueno separar las elecciones locales y provinciales de las nacionales.

- ¿Y usted va a ser el candidato de Juntos? ¿Tiene intenciones de ser reelecto?

- Lo he pensado mucho, es algo que he conversado a nivel familiar y también con el senador Alberto Weretilmeck, quien es el presidente del partido. Le anticipé la decisión y le agradecí el acompañamiento desde que nos propusimos recuperar el Gobierno de Cipolletti. Es el momento de dar paso a nuevas generaciones de dirigentes. Cipolletti muestra un crecimiento en todo sentido, y tengo una edad en la que para estar en la gestión diaria se hace difícil. Es momento de bajar un cambio, por una cuestión de salud, por lo que no voy a ser candidato.

- ¿Siente el desgaste a nivel de gestión, o en lo personal?

- Nos tocó gestionar en una situación muy grande, con mucha demanda, y fueron años muy intensos. Durarante la pandemia, mi hija perdió un embarazo, y por una cuestión de respeto o no tener privilegios, no le pude dar un beso mientras estaba internada. Perder un embarazo, un nieto, no es nada grato. Y me la tuve que bancar. Es momento de bajar un cambio, por una cuestión de salud, también, por eso no voy a ser candidato. Quiero cambiar mi estilo de vida.

- ¿Se despide de la vida política?

- Tengo una empresa de salud, con 120 empleados, y también quiero dedicarle tiempo. Son muchos años en la función pública, porque antes fui secretario de Servicios Públicos, concejal, presidente del Ipross, ahora intendente. Es tiempo de cuidar la salud y darle paso a otra generación, voy a estar en otro lado, pero no voy a dejar de hacer política.

- ¿Juntos ya tiene esos dirigentes jóvenes para hacer el recambio?

Venimos hablando con Alberto (Weretilneck) de la renovación desde hace tiempo. En Cipolletti la mitad del gabinete es gente joven. También la mitad de las integrantes del equipo son mujeres con mucha capacidad y experiencia. Hay un equipo para continuar trabajando. Y en el partido hay dirigentes jóvenes y una persona con condiciones para ser intendente pero veremos qué resuelve el partido.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario