Desconcierto en el centro por el nuevo estacionamiento

Hubo complicaciones para registrarse y quedaron muchas dudas sin despejar.

El nuevo estacionamiento medido y pago en el centro de Cipolletti -a cargo de la empresa provincial Altec- comenzó a funcionar de manera oficial ayer a las 8. Sin embargo, y a pesar de que el personal de Seguridad Vial brindó una semana entera de educación en las calles para evitar inconvenientes, el sistema pareció haber arrancado con el pie izquierdo.

Las dudas sin respuestas de los vecinos y las dificultades para hacer efectivo su registro generaron malestar y bronca. Se vivieron momentos de tensión con inspectores, los cuales recibieron más de un improperio.

El instructivo que hizo circular Altec es claro pero, al parecer, no muy efectivo. La información que la empresa brindó a los usuarios especifica que, para estacionar, se puede operar desde el celular a través de una aplicación gratuita disponible tanto en la página oficial (sem.altec.com.ar) como en la PlayStore correspondiente a cada sistema operativo. La segunda opción es la de la típica tarjeta que se consigue en las oficinas del SEM (Roca y 25 de Mayo) para ser usadas en los parquímetros digitales y la tercera es la de registrar el estacionamiento de forma anticipada en los comercios adheridos.

Muchos problemas

Aunque parece simple, la gente se encontró con varios obstáculos que la atrasó en su rutina. “¡Chantas!” fue la palabra más escuchada en el transcurso de la mañana por parte de automovilistas enojados por la situación que se tuvieron que desayunar. Es que muchos aseguraron que, aunque ya se habían registrado en la aplicación para evitar un momento engorroso antes de ir a trabajar, hoy el sistema no los reconoció y a unos cuantos ni siquiera les permitió generar un usuario.

Otros explicaron que su horario de ingreso al trabajo es entre las 7 y las 8 de la mañana y que para conseguir la tarjeta para el parquímetro tuvieron que esperar hasta las 9 para que la oficina abriera sus puertas.

Las cosas que tenés que saber

Es difícil adaptarse a los cambios, más cuando implica un dolor al bolsillo. Pero para comenzar a entender cómo funciona el nuevo estacionamiento pago en el centro de Cipolletti primero hay que saber que sólo funciona en las cuadras comprendidas por las calles Brentana, Mengelle, Fernández Oro y Alem. El costo de la primera hora es de $12, mientras que la segunda sale $15 y a partir de la tercera $18. En caso de no registrar el estacionamiento, se lo multará con un mínimo de $312 pesos, si no es moroso. En caso de serlo, el piso arrancará en los $672. El costo de la infracción será equivalente al valor de las horas que no se hayan pagado más un monto equivalente a 25 horas de estacionamiento. En el caso de no pagar dentro de la semana, si la multa no fue cancelada se realizará una notificación formal al vehículo con un costo adicional equivalente a 30 horas.

$312 será la multa más barata para los infractores.

La falta se multará con el pago de 25 horas de estacionamiento más la cantidad de tiempo durante la que se incurrió en la falta.

“No hay interés de aprender a usar el nuevo sistema”

“Es una modalidad que funciona hace más de 10 años en diferentes provincias y lo hace perfectamente. El problema es que hay falta de interés por parte de las personas, tanto de adultos como jóvenes. Nosotros queremos empezar con el pie derecho y hoy estuvo funcionando todo de manera correcta, no recibimos ningún tipo de reclamo. Tarjetas hay en stock y tenemos gente trabajando al 100% con las personas mayores que puedan tener problemas a la hora de usarlo. Lo cierto es que hicimos un plan de educación que era, justamente, para evitar este tipo de situaciones”, dijo Hernán Mihodosky, gerente comercial de la empresa.

Para el referente de Altec, sólo se trata de un rechazo de los vecinos cipoleños al nuevo sistema de estacionamiento, ya que tanto la aplicación como los parquímetros y las tarjetas funcionaron a la perfección.

Respecto de los errores más comunes que cometieron en la primera jornada los automovilistas, uno fue el de “registrarse y luego ingresar mal sus datos a la hora de estacionar”. Mihodosky aseguró que durante la capacitación que se realizó la semana pasada no tuvieron ningún tipo de inconvenientes ni quejas por parte de quienes tuvieron la predisposición para aprender a manejar el nuevo sistema.

Dolores de cabeza y un malestar generalizado

En la primera jornada del nuevo sistema de estacionamiento pago hubo muchas quejas de personas mayores, sobre todo con la app, asegurando que “es inútil” y lo único que provoca son “dolores de cabeza y una pérdida de tiempo”. Muchos opinaron en esa misma línea.

Daniel, un vecino que prefirió transmitir si indignación a través de las redes sociales, aseguró que “no hay información correcta. Cuando hicieron la capacitación estábamos todos igual pero no hicieron nada para despejar dudas. Hoy nos encontramos con esto; la aplicación no anda en algunos teléfonos porque no todos tienen buena señal, la tarjeta nos dijeron que se tenía que comprar en las oficinas del SEM nada más, hicimos cola esperando a que abrieran ¡recién a las 9 de la mañana! y después salió un operario que dijo que podíamos ir a los comercios adheridos. ¿En qué quedamos? No se entiende”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario