El que salió a bancarlo esta vez fue el intendente de Sierra Grande, Nelson Iribarren, quien dijo que Wisky “es el candidato natural”. Mientras que respecto al jefe comunal cipoleño Aníbal Tortoriello, sostuvo que debería buscar la reelección en Cipolletti. “De esta manera no habrá fragmentación dentro de Cambiemos”, opinó.

Te puede interesar...

“Espero que en el corto plazo, antes de agosto o septiembre, se pueda vislumbrar un fuerte liderazgo de quien va a ser el candidato y ojalá sea Sergio, para que se pueda ir uniendo todo”, remarcó.

El intendente de Sierra Grande comparte este diagnóstico con otros pares de Cambiemos. Hace poco más de un año, en Playas Doradas se armó una liga fuera de la orgánica partidaria, que integran Yamil Direne, de Valcheta; Hugo Mansilla, de Darwin; Miguel Martínez, de Huergo; Mariano Lavín, Fernández Oro; Hugo Funes, de Chimpay; y Miguel Zingoni, de Guardia Mitre. Todos ellos ya se expresaron hacia dentro de la alianza Cambiemos sobre sus preferencias.

Iribarren, a pesar de su identidad radical, fue a elecciones con el sello del PUL y fue uno de los primeros en expresarse en favor del gobierno de Mauricio Macri, cultivando con el diputado nacional una sólida relación.

“No es el tiempo de Aníbal”, consideró, mientras que dejó en claro que la candidatura del cipoleño sería rupturista.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario