Usan a pitbulls para peleas y los entrenan con otros perros

Proteccionistas salvaron a un dogo.

Los integrantes de Funpabia Cipolletti lograron salvar a un dogo que era utilizado como cebo para “entrenar” a feroces pitbulls. La acción era llevada adelante por menores y un mayor, en el barrio Antártida Argentina. Se hicieron denuncias, aunque persiste la preocupación porque no es la primera vez que se comprueba un caso de este tipo.

Muchos animales en la ciudad se encuentran totalmente desprotegidos y a merced de personas que no siempre tienen las mejores intenciones. Fue en ese marco que la organización que se ocupa de proteger a las animales abandonados, Funpabia, tomó conocimiento de una situación muy irregular en un sector cercano a Circunvalación, en el Antártida Argentina.

Te puede interesar...

Sin demoras, decidieron visitar el sitio donde unos vecinos habían observado cómo al menos dos pitbulls, animados por menores y una persona mayor, atacaban a dentelladas a un maltrecho dogo.

Los valientes proteccionistas consiguieron auxiliar al perro herido y luego lo llevaron a un veterinario. Tras un cuidado intensivo, el animal pudo recuperarse.

En tanto, se desconoce qué va a pasar con los pitbulls y sus dueños, y si van a reincidir en las prácticas violentas usando a otros perros como carnada.

La especulación es que los pitbulls son entrenados para pelear y hasta serían ofrecidos en venta, con el valor agregado de su ferocidad. Desde Funpabia se alertó de que los animales utilizados en estas prácticas son muy difíciles de reeducar.

El dogo, cuando fue rescatado, presentaba heridas importantes en la cabeza y el cuerpo, y se advertía que había perdido mucha sangre. Además, no podía caminar. Al igual que en otros casos, el animal quedó en tránsito y una vez recuperado se ofrecerá en adopción.

Ante estas preocupantes denuncias, se pide a los vecinos tener mucho cuidado con sus mascotas y evitar posibles robos, con inadaptados que buscan a perros como los pitbulls o dogos para someterlos a violentos entrenamientos.

Más allá de la intervención de los rescatistas, el conjunto de la comunidad puede prestar su colaboración denunciando estas prácticas ante autoridades municipales y judiciales.

Envenenados en el 12 de Septiembre

La despiadada práctica de envenenar perros no es novedad, aunque en las últimas semanas se intensificó de manera considerable.

Federico, un vecino del barrio 12 de Septiembre, contó en diálogo con LM Cipolletti que ya son cinco los perros que murieron por envenenamiento y que “no entienden cómo una persona puede ser capaz de hacer algo así”.

Aclaró que todos los animales envenenados tenían dueño.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario