El clima en Cipolletti

icon
Temp
72% Hum
LMCipolletti perros

Spa para perros: ¿de qué se trata la propuesta y cuánto cuesta en Neuquén?

Conocé qué incluye cada sesión y los aspectos que hay que tener en cuenta a la hora de pensar en la higiene y la estética canina.

Muchos suelen largarse a reír y hacer chistes al escuchar que existe espacios que funcionan como spa para perros. Otros lo toman como una excentricidad, una curiosidad simpática o como una experiencia interesante para sumar a la vida de sus amigos peludos.

Aunque no tenga que ver con baños en jacuzzis, hidromasajes y saunas, o con masajes con cuencos o piedras calientes coronados con un servicio de merienda detox en un hotel, desde hace unos años los spa para perros llegaron para quedarse. Son una extensión de las peluquerías caninas o, más bien, peluquerías caninas que además de prestar atención a los aspectos estéticos ponen el foco en la salud y el bienestar animal.

Te puede interesar...

"La idea del spa tiene que ver con que el perro la pase bien, que sienta que es su momento de relajación por eso durante el baño le damos masajes, utilizamos productos hipoalergénicos y se adecúa el medio al perro. Por ejemplo, el trato para un perro que pesa un kilo y medio que duerme con su dueño no es el mismo que para otro que pesa 20 kilos y duerme afuera. La manera de entenderte con el perro es diferente", explicó en diálogo con LMN, Florencia Bergara de Quepi Estética Canina & Art, ubicada en Volcán de manos 2760, barrio Mercantiles, en Neuquén.

AM peluqueria canina (13).jpg

"Yo soy peluquera canina, hice un curso básico en Neuquén y luego me capacité con profesionales nacionales e internacionales. En 2018 me inscribí para rendir una certificación internacional donde avalaron su labor por resguardar la integridad y la salud de los animales. Soy la única acá en la Patagonia", remarcó.

"Nosotros cuando arrancamos con Paraíso Animal, no estábamos tan imbuidos en el tema y lo pensamos como peluquería. De hecho nuestro cartel exterior dice 'peluquería'. Pero a medida que empezamos a incursionar en el rubro, empezamos a ver cuál era el enfoque que le queríamos dar y nos dimos cuenta que lo que hacíamos estaba más asociado a la idea de spa, en el sentido de tomarlo como una experiencia, más que como un servicio de corte de pelo. Por eso sumamos los bálsamos hidratantes- y otras alternativas para que el perro lo asocie a un lugar de bienestar. Tratamos de tener un equilibro en cuanto a belleza y salud", enfatizó Aimé Temis, dueña de la tienda de mascotas nacida en pandemia que creció rápidamente sumando el "Grooming salón" en el segundo local ubicado en Estanislao Zeballos 4893, en el oeste neuquino.

AM peluqueria canina (1).jpg

"'Grooming' es un término que se utiliza en la formación de peluqueros en la escuela americana de Estados Unidos. Ellos asocian la estética del pelo a una cuestión más integrada al bienestar y a la idea de spa. Lamentablemente es un término que, de casualidad, coincide con el término que se usa para hablar de acoso virtual, pero es una de las pocas palabras que nosotros encontramos para dar a entender que nosotros no queremos que a nuestro local vengan a rapar perros, sino que se vengan a atender. Siempre explicamos que el 'grooming' como acoso acá no tiene nada que ver", recalcó.

Precios y servicios

En general los precios de las sesiones en los diferentes salones neuquinos arrancan en 1500 pesos y pueden extenderse a los 6500 pesos en función a los servicios que ofrece cada espacio, el tamaño y comportamiento del perro y las condiciones en las que se encuentre.

Por caso, Quepi ofrece un combo de baño y "muda artificial" para perros pequeños a 1800 pesos. El mismo incluye deslanado, quita del pelo muerto del folículo, limpieza profunda con productos hipoalergénicos, tonalizadores, antiseborreico, mascarillas humectantes, secado y brushing manual, peinado libre de nudos, retoques a tijera en cuerpo entero, corte de uñas, limpieza del canal auditivo, perfume y brillo.

AM peluqueria canina (11).jpg

"La muda artificial es quitar el pelo muerto para liberar el folículo y que la piel respire correctamente. Si eso no se hace empiezan a tener caspa, mucho olor y algunos problemas de salud. El deslanado se hace junto con la muda artificial para sacar el pelo muerto en las tres capas que tienen los perros: la muda larga (que es la que vemos), la lanilla (que es la lanilla que se junta en la casa) y el subpelo que le brinda protección térmica. Con diferentes herramientas nosotros retiramos solo el pelo muerto", precisó Florencia.

Otros combos en Quepi rondan los 1700 pesos y los 2500 pesos e incluyen despeje interplantal, corte de uñas y corte sanitario.

"Las mascarillas se aplican en todo el cuerpo para que se cierren los poros y el pelo esté más humectado. El despeje interplantal es el corte de los pelitos que les crece entre las patas. Todo pelo crece por algo, por eso no se lo saca. Pero sí se despeja para que la almohadilla pueda apoyar bien, tener más agarre, sudar bien y cumplir su función correctamente. En las patas ellos tienen muchísima percepción y la misma disminuye si está cubierta con pelo. Un perrito viejo puede resbalarse en un piso de cerámica y tener problemas óseos, por ejemplo", precisó Florencia.

"Con el corte sanitario se sacan pelos de la cola y los genitales, se despeja sin rapar y se coloca fécula de maíz para que no se irrite. Yo estoy en contra de rapar porque deja la piel muy expuesta y es una piel muy delicada", agregó.

"Por ahí la gente no le presta tanta atención pero el corte de uñas es muy importante. Con el crecimiento muchas veces la pisada empieza a deformarse y eso a la larga genera problemas óseos y dolor", advirtió.

AM peluqueria canina (10).jpg

"Las lagañas encostradas y los bolos fecales adheridos tienen un costo adicional en Quepi de 300 y 500 pesos respectivamente. "No me ha pasado tanto por suerte, pero a veces hay gente que deja estar a sus perros muchísimo y a veces los animalitos no ven, o tienen una irritación en la parte trasera porque tiene caca pegada durante semanas. En eso casos extremos, la medida que tuve que tomar fue cobrar un extra para que la gente se de cuenta que el perro no puede estar así porque es insalubre. Roza el maltrato animal", esgrimió Florencia.

En el catálogo de "Grooming Salón" de Paraíso Animal, la "Sesión Paradisíaca" puede costar entre 2.100 peso y 6.500 pesos, dependiendo del tamaño perro. La misma incluye baño, corte, cepillado, limpieza de oídos, corte y limado de uñas, corte higiénico, hidratación de nariz y almohadillas, spray bucal, perfumado y accesorios de regalo

En tanto, el "Baño de los dioses", con cepillado, limpieza de oídos, corte y limado de uñas, hidratación de nariz y almohadillas, spray bucal y perfumado, ronda los 1.500 y 6.500 pesos.

AM peluqueria canina (15).jpg

"Nosotros trabajamos con un profesor de conducta animal, así que eso nos garantiza que el perro la va a pasar bien", destacó Aimé.

Desde Plottier, la peluquera Mariana Arraigada contó que el precio del servicio en Zoolo Patitas Veterinaria y Spa depende del tamaño del perro. "Para un caniche chiquito está unos 1.500 pesos y para un ovejero alemán 2.500 pesos. Incluye baño, corte de pelo, corte higiénico, cepillado, corte de uñas, limpieza de oídos para evitar otitis y destape de glandulitas de la cola que cuando no se presiona se empieza a tapar produciendo mucho dolor y molestia. Cuando esto pasa mucho arrastran la cola, se la lastiman", contó.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCCxTywGnbfn%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAJgtcJpfGJl4RSzUZA08yDlUj7Db2AFzhTWPLdezLdaI38bnHZAs5lEi2xGalGkGeK67nT43Lhy0wa5miZBsFKXP9uzDXMid8kg7Hsj3wXjIZAoiQjcBZBqjES5InsFm71uCEIZB0OowMoyjkl6AcizC1XmTnQoNjnRuZCllOG6rfpidWa1UzUZD

"Nuestro diferencial es que la peluquería está respaldada por la vete, somos dos trabajando y eso le da mucha tranquilidad a la gente. Puede pasar que al pasar la máquina, el perrito se te movió y lo cortaste. Siempre le explicamos la situación al dueño y el costo de la curación y del control corre por parte nuestra. Nos hacemos cargo de algo que puede pasar", indicó.

"La idea de spa es que el perrito no la pase mal. La peluquería suele ser un trauma. Nosotros tratamos de hacer todo de una manera más tranqui para que el perro se vaya bien a la casa y no estresado", subrayó.

Cuestiones a tener en cuenta

Dependiendo del tamaño del perro, su comportamiento y las condiciones en las que llegue al spa, en la mayoría de los casos las sesiones pueden durar en promedio entre una hora y media y dos horas y media.

AM peluqueria canina (5).jpg

"Por ejemplo, en primavera y verano los perros pierden más pelo que en invierno y otoño, así que en primavera las sesiones duran más", comentó Florencia de Quepi quien - a diferencia de Paraíso Animal y Zoolo Patitas- hace un tiempo decidió dejar de aceptar perros grandes "por una cuestión de que no suelen tener tanta regularidad de asistencia".

Tras coincidir con sus colegas en que es recomendable que las visitas sean mensuales o cada dos meses, la peluquera de Mercantiles argumentó: "Las pocas veces que viene el perro la pasa mal porque el dueño quiere que haga todo en una sola sesión y mi manera de trabajar es priorizando la mascota. Una sesión no puede durar más de tres horas. Si viene un perro una vez al año no puedo estar cinco horas con el pobre animal entre el corte, el baño y el secado. Es todo un proceso y siempre hay que priorizar el estado de salud y emocional de las mascotas", enfatizó.

"Por ese motivo solo trabajo perros grandes que vienen con regularidad desde hace seis años o perros pequeños y medianos. Ahora no estoy incorporando perros grandes, los derivo a una colega que trabaja muy bien", añadió.

AM peluqueria canina (12).jpg

Por su parte, Aimé de Paraíso Animal, puntualizó: "Para un salchicha una sesión va a ser de 40 minutos, pero para un Golden, que es un perro con doble capa, la sesión durará dos horas y media o tres dependiendo del trabajo del perro. En este caso vamos a recomendar que nos haga dos visitas: una para el baño y otra para hacer la técnica de deslanado. Hay perros con patologías dérmicas que requieren que hagan sesiones semanales. Tenemos una salchicha que viene asiduamente para trabajar una seborrea que le da calvicie".

Dos clientes: el perro y el humano

Sin dudas, trabajar con perritos no es tarea sencilla. Es que además de establecer un vínculo armónico con los animalitos para poder realizar su labor, los peluqueros deben hacerle entender a los clientes humanos que no siempre se puede hacer lo que desean o bien porque no están dadas las condiciones o porque lo requerido no es sano.

"Por lo general la gente se acerca por el baño sin saber lo que incluye toda la sesión y se sorprenden. Al cliente humano, cuando llega, le explicó cuánto puede durar una sesión y siempre me mantengo comunicada y lo mantengo al tanto de cómo está su perro. No es que está en un canil y lo saco como papas fritas. Si pasan dos horas y veo que aún no terminé, le aviso. Esa personalización en la atención es la que marca la diferencia y la que hace que terminen volviendo", contó Florencia.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCUYB5Rfpcxe%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAJgtcJpfGJl4RSzUZA08yDlUj7Db2AFzhTWPLdezLdaI38bnHZAs5lEi2xGalGkGeK67nT43Lhy0wa5miZBsFKXP9uzDXMid8kg7Hsj3wXjIZAoiQjcBZBqjES5InsFm71uCEIZB0OowMoyjkl6AcizC1XmTnQoNjnRuZCllOG6rfpidWa1UzUZD

"Lo que no se puede hacer, no se hace. Por lo general, las uñas es lo que más problema presenta y ahí sí pido ayuda al dueño porque al perro le puede doler y de esa forma el cliente también va confiando en mi. Si ocurrió algún accidente o lastimadura está bueno que el peluquero sea transparente te lo cuente y no que te des cuenta en tu casa", postuló.

"Si el cliente me pide que le saque el pelo del oído, yo antes voy a evaluar si el perro lo necesita o no y se lo voy a explicar. Muchas veces me piden que le corte el pelo a perros que pierden pelo y eso está pésimo porque el manto tiene un ciclo. Si lo cortamos, rompemos ese ciclo, lo desregulamos, genera más pérdida de pelo y problemas de piel", manifestó .

A la hora de hablar cómo aborda a los canes, expresó: "Es normal que al llegar a la peluquería los perros se pongan un poco nerviosos y temerosos pero lo importante es que cuando se vayan lo hagan contentos. En Quepi somos un equipo de tres personas y trabajamos con energía, demostrándoles que todo lo que le vamos a hacer no les va a doler. Los perros agresivos tienen miedo, no te van a morder o atacar porque sí. Con voz calma, seguridad y movimientos suaves pueden confiar e ir soltándose . Como siempre el trabajo lo hace la misma persona, el perro puede establecer un vínculo de confianza. Una vez que generamos una buena experiencia en la sesión, el perro viene y se va contento, por eso el concepto está asociado a la idea de spa. Tengo perros a los que les cuesta más y que hace dos años que vienen y aún no les puedo sacar el pelo de los ojos. Igualmente por lo general se portan excelente y se les puede hacer todo. Lo importante es que el perro esté bien, sano, contento, más allá de si le quedó un pelo más largo. La próxima lo vamos a poder mejorar", remarcó.

Al respecto, Mariana de Zoolo Patitas, expresó: "Si el perro está nervioso, al limite de morder llamamos al dueño para que lo venga a buscar. Nosotros no dormimos con anestesia a los perritos para poder trabajar".

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCdeZ5GzFqco%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAJgtcJpfGJl4RSzUZA08yDlUj7Db2AFzhTWPLdezLdaI38bnHZAs5lEi2xGalGkGeK67nT43Lhy0wa5miZBsFKXP9uzDXMid8kg7Hsj3wXjIZAoiQjcBZBqjES5InsFm71uCEIZB0OowMoyjkl6AcizC1XmTnQoNjnRuZCllOG6rfpidWa1UzUZD

"Si un perro no se deja atender porque no está acostumbrado o porque es miedoso, priorizamos que no se atienda y darle otras posibilidades como que venga varias veces al local, que esté cerca de las máquinas y los ruedos para ver si afloja. Acá se trabaja con seres vivos, hay riesgo para profesional y para el mismo perro por eso insistimos en la periodicidad, para que el perro se mantenga en condiciones y no sea traumático", planteó Aimé de Paraíso Animal.

"Hay cosas que nos piden los dueños que nosotros no hacemos porque nuestra prioridad es el biesnestar del animal", dijo Aimé poniendo como ejemplo los frecuentes pedidos de rapado. "Técnicas de color no nos han pedido hasta el momento y es algo que tenemos que considerar. Si bien hay tinturas aptas para animales, si el proceso dura dos horas, yo lo voy a evaluar porque quizás el perro en esas dos horas no la está pasando bien", dijo.

zoolo.jpeg

"Yo insisto en que vayan a peluquerías donde las personas estén capacitadas correctamente. Hay un montón de cursos básicos pero que hagas uno y te compres las herramientas, no quiere decir que tengas la experiencia necesaria para poder trabajar bien", remarcó Florencia de Quepi a modo de consejo.

"Y desde ya que utilicen productos hipoalergénicos. Muchas veces los clientes no preguntan esas cosas pero es importante saberlo porque el perro no nos puede decir 'me pica, me arde'. Eso lo vamos a ver después con su piel, su manto y comportamiento", añadió.

"Nosotros consideramos que el servicio es necesario porque cuando el perro está sucio y descuidado, además de lo higiénico y de las enfermedades que pueda derivar ese estado, empieza a ser relegado de la vida familiar", recalcó Aimé de Paraíso Animal. "Por eso siempre hablamos que nuestro trabajo no tiene que ver con la estética solamente, sino también con la salud y nuestro principal aliada es la familia que cobija al animal", concluyó.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario