Megabanda: los fiscales empezaron con los alegatos

La parte acusadora arrancó con los tapones de punta e hizo un repaso de las múltiples pruebas en contra de los imputados por 18 hechos.

Con el peso de las varias pruebas incriminatorias, los fiscales cipoleños Rocío Guiñazú y Guillermo Merlo fueron los encargados de dar inicio a los alegatos contra los supuestos integrantes de la megabanda de boqueteros. Además de hacer referencia al peso del relato de los testigos, se recalcó la abundante prueba física, que pone a los acusados muy cerca de una condena de muchos años.

Antes de lo programado, se dio inicio ayer a la última etapa del juicio oral que arrancó meses atrás. Tras las declaraciones brindadas por algunos de los imputados, el fiscal Santiago Márquez Gauna brindó precisiones sobre la exposición de los alegatos y apuntó que “en pos de la objetividad, en algunos de los hechos, serán retiradas algunas de las acusaciones”.

Te puede interesar...

Después, fue el turno de Guiñazú, quien repasó la ocurrencia histórica de 18 de los hechos y precisó datos de los imputados, de la organización criminal y de las modalidades delictivas.

Recordó los reconocimientos físicos de personas y valoró la identificación de objetos secuestrados. “Los testigos fueron coherentes con los hechos y sus dichos fueron corroborados con datos de la realidad, no vinieron al debate oral y público a mentir”, enfatizó.

Pruebas muy determinantes

A lo expuesto por Rocío Guiñazú, se sumó una explicación de Guillermo Merlo, quien realizó una vinculación de los hechos entre sí y la participación de cada uno de los imputados. Además, hizo un repaso sobre toda la prueba científica.

Embed

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario