Más críticas al perlense Flores y a su organización

Crece el debate por la representación de los vecinos.

En amplios sectores de Las Perlas existe un creciente malestar por el accionar del Plenario Intervecinal (PI) y, en particular, de su principal referente, Jaime Flores. La gota que rebalsó el vaso fue el duro cuestionamiento que este dirigente y su organización le formularon a la Universidad Nacional del Comahue y a su proyecto de extensión “Pensar y proponer con Balsa Las Perlas”, un estudio interdisciplinario sobre la realidad del lugar.

Por eso, el vecino Darío Montiel, quien participó en su momento en el PI y trató directamente con Flores, fue ayer categórico en cuestionar la forma de trabajar de la entidad y de su líder principal: “Antes, se hacían asambleas y se resolvían allí los pasos a seguir. Ahora, dos o tres dirigentes se reúnen en una casa y deciden todo”, enfatizó. Sostuvo que el accionar “ya no es democrático” como en los comienzos del Plenario y, al contrario, su desempeño tiene hoy más bien ribetes “autoritarios”.

Te puede interesar...

Sostuvo que Flores y su nucleamiento no pueden arrogarse, de modo alguno, la representatividad y la conducción del conjunto de la comunidad de Las Perlas, que se caracteriza por su diversidad y por el esfuerzo que hacen sus instituciones y los propios vecinos, muchos “en silencio” y tratando de aportar al bienestar colectivo.

Montiel vive en la comunidad desde 2001 y se ha interesado por su desarrollo. En su opinión, el PI “no escucha a los vecinos” y está “colonizado” por un par de “vecinos personalistas” que, al asumirse como referencia de la población, se comportan como “un gobierno de facto”.

Expresó que la organización cuestionada no ha llamado a asamblea general desde hace ya un tiempo y no tendría siquiera libros de acta de su labor.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario