La suba del dólar no tuvo gran efecto en la fruticultura

En Brasil piden rediscutir los precios, lo que limita el beneficio para la región.

La fuerte devaluación del peso frente al dólar de las últimas semanas genera preocupación en casi todos los sectores de la economía y expectativas en la fruticultura. Sin embargo, para los exportadores de peras y manzanas, el impacto no hay sido tan importante como podía esperarse y ahora enfrentan pedidos de rediscutir contratos por parte de sus clientes.

El gerente de la CAFI, Marcelo Loyarte, aseguró que los importadores brasileños pararon las compras y quieren renegociar los costos. “Ellos también devaluaron y ahora necesitan muchos más reales para comprar los dólares que necesitan. El tema es que su economía no está tan dolarizada, entonces la devaluación no se traslada al precio en el mercado interno” y no recuperan lo que invierten, explicó el empresario a FM Del Sol.

5 por ciento el aumento de las ventas al extranjero en comparación con el 2017

Para Loyarte, aún es importante analizar otras variables económicas en el país: “Hay que analizar cómo bajar el costo del financiamiento y monitorear las tasas de interés, que son factores que influyen”, manifestó.

Por otro lado, explicó que el impacto de este nuevo valor del dólar recién se sentirá plenamente en la próxima temporada porque muchas liquidaciones se hicieron antes de la devaluación. “Algunas ventas a ultramar se hicieron con el dólar anterior, y hay otra parte que va a tener un efecto posterior, con el valor más alto. No podemos determinar aún en qué volumen de las ventas impacta el nuevo tipo de cambio, pero sí estimamos que será masivo en la temporada que viene”, detalló.

Las ventas al exterior, hasta mayo, crecieron un 5 por ciento con respecto al 2017. En volumen, es un crecimiento menor al esperado, aunque la suba del dólar puede mejorar la situación de los exportadores.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario