En Protección Civil están los guardianes de la ciudad

Los rescatistas municipales apuntan a la prevención de tragedias.

Protección Civil es el área que tiene como objetivo evitar víctimas ante las catástrofes en la ciudad y coordinar los operativos de rescate en caso de una tragedia. Son empleados municipales, en algunos casos con pasado en Bomberos, especialmente capacitados para esas tareas y, fundamentalmente, con muchas ganas de ayudar.

“Nuestro trabajo consiste en coordinar las acciones previas a las emergencias, en la gestión del riesgo. Debemos ver las amenazas a las que está expuesta la ciudad, la vulnerabilidad de la población, y cómo disminuir los riesgos. Tenemos que estar al frente de la educación y capacitación de los vecinos para evitar los problemas”, manifestó Felipe Vallejos, el titular del área.

Te puede interesar...

El rescatista contó que entre las amenazas más frecuentes están las crecidas de los ríos, inundaciones por lluvias intensas y los incidentes del viento. “Utilizamos un mapa de riesgo y un plan de contingencia para cada caso. Una vez sucedida la emergencia, conformamos el Centro de Operaciones de Emergencias (COER) junto a otras organizaciones para coordinar los trabajos”, explicó.

Agregó que, por ejemplo, la educación en crecidas extraordinarias evitó familias ribereñas evacuadas este año. “Nos enfocamos en trabajar en el antes, para evitar los problemas. También asesoramos al Ejecutivo, trabajamos la prevención y gestionamos las emergencias”, afirmó.

Los agentes de Protección Ciudadana no sólo ayudan a vecinos en riesgo o sin medios para salir de situaciones complejas, sino también a las instituciones de emergencias, como Bomberos. Hace una semana tuvieron una labor trascendental para rescatar el cuerpo sin vida de un operario que se electrocutó en pleno centro. Vallejos explicó que los llamaron de urgencia para encabezar el operativo para rescatar el cuerpo del joven ya que tras la descarga quedó colgando a más de 20 metros.

“Llegamos con motosierras para cortar las ramas y asistimos con el equipo de rescate con cuerdas. Debimos sujetar el cuerpo antes de desprenderlo y que no caiga al vacío. Fue un trabajo muy complicado”, relató Vallejos.

Sólo cuatro días después el equipo de Protección Civil afrontó los pedidos de auxilio por el temporal de viento, en el que asistieron ante la caída de árboles y postes.

Como los scouts, están siempre listos para dar una mano. Y, en su caso, suelen evitar que los cipoleños sufran tragedias.

LEÉ MÁS

La venta de pollos por Joaquín Vinez fue todo un éxito

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario