El clima en Cipolletti

icon
14° Temp
46% Hum
LMCipolletti Demanda

Disminuye la demanda de alimentos en los barrios populares

En la organización Gaju notaron una gran caída en los pedidos de asistencia nutricional, debido a que muchos vecinos pudieron conseguir trabajo y sostener así sus hogares.

El año 2021 concluyó para la asociación Grupo de Ayuda Juventud Unida (Gaju) con muchas actividades solidarias y también, como corresponde, como festejos compartidos entre sus miembros y quienes reciben ayuda. Pero terminó también, con un dato clave y muy relevante, a la vez que muy alentador para estos tiempos.

Y es que el año pasado marcó, por fortuna, una mejora en las condiciones socioeconómicas de mucha gente, lo que se notó en la menor demanda de raciones en los comedores y también de viandas e, inclusive, de módulos alimentarios.

Te puede interesar...

La organización que encabeza Gonzalo Rivas trabajó intensamente para que los niños de varios barrios cipoleños, pudieran pasar una linda Navidad y para que también con ocasión del Año Nuevo se dieran las condiciones para una gran festejo general.

Para la celebración de la Navidad, se concretaron actividades en los barrios 10 de Febrero, 2 de Agosto, 4 de Agosto, Antártida Argentina, Isla Jordán y Costa Norte. Estuvieron especialmente dirigidas a los más chicos, pero también la pudieron disfrutar muchos adultos.

La organización GAJU se desempeña en los barrios de la ciudad hace años

Para cerrar el año, en tanto, se organizó un gran baile en el predio de Caza y Pesca del Club Cipolletti en la Isla Jordán, con participación de unas 120 personas, entre los integrantes de Gaju y residentes del barrio y de otros puntos de la ciudad.

Como en cada temporada, la organización concretó muchas iniciativas solidarias durante 2021. Sin embargo, desde el inicio del año que pasó hasta su final, se fue observando una paulatina mejora de la realidad social en las barriadas, a partir del crecimiento de las oportunidades laborales de muchos vecinos.

La desocupación había campeado a sus anchas y alcanzado niveles enormes en 2020, pero, al compás de las menores restricciones que se fueron disponiendo para la pandemia, el año pasado la situación fue cambiando. "Son muchos los vecinos que nos dijeron que habían encontrado un trabajo y que ya no era necesaria la ayuda alimentaria que les veníamos brindando", expresó Rivas.

Así las cosas, disminuyeron muchísimo, al mínimo, las viandas que se venían entregando tres veces por semana en hogares muy necesitados, y cayeron también notablemente, casi hasta desaparecer, los pedidos de raciones en los comedores. Por eso, en los meses finales de 2021 prácticamente, seguían funcionando solo los merenderos de la asociación, y ello porque se ha procurado seguir aportando a una adecuada nutrición de los más chicos y porque se quiere mantener los vínculos con ellos para la realización de otras actividades tendentes a su desarrollo integral.

Los cambios operados fueron orientando a Gaju a volver a sus propósitos originales como institución, que pasan por contribuir a que la población más vulnerable acceda a talleres de capacitación y formación para diversos oficios y a cursos de apoyo para quienes están estudiando.

En febrero próximo, la organización retomará sus actividades y, al efecto, está preparando un ciclo de cine para llevar a los barrios y que puedan disfrutar niños y adultos.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario