Aumenta la tensión en la toma de la zona norte

Los vecinos se manifestaron en contra de un posible desalojo. La Justicia no emitió la orden para que los saquen del lugar.

La tensión va en aumento en la última toma de tierras de Cipolletti. El fracaso de la negociación entre los vecinos y el Municipio provocó que la Fiscalía avance con la formulación de cargos contra los impulsores de la usurpación. Ayer hubo rumores sobre un desalojo inminente y las familias salieron a cortar calles de acceso al predio y al barrio Anai Mapu.

Desde la Fiscalía aseguraron que aunque por el momento no se advierte la posibilidad de una solución a través del diálogo, tampoco están dadas aún las condiciones para que se ordene el desalojo por la fuerza. Según explicaron, aún hay trámites por completar antes de hacer la solicitud.

Te puede interesar...

La reacción de los vecinos ante los rumores dejó en evidencia la falta de diálogo con Municipio y funcionarios judiciales. Las familias, que ocuparon un predio que la comuna quería adquirir para hacer loteos sociales, también reclamaron ayer que el gobierno local les dé asistencia. La fuerte tormenta del martes por la noche complicó aún más las precarias condiciones en las que están viviendo.

El Municipio y el Poder Judicial mantienen su postura. Esperan que se libere el predio, en forma voluntaria, para discutir posibles soluciones habitacionales para las familias. Por lo bajo, los funcionarios cuestionan la postura de los vecinos: ni siquiera lograron completar el censo para saber cuánta gente integra la toma.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario