Un delivery que reparte sorpresas muy desagradables en la comida

Una conocida casa de pizzas y empanadas hizo un envío con una cucaracha dentro del relleno. Por suerte, los clientes lo descubrieron a tiempo.

La ciudad está llena de opciones para pedir comida a domicilio, aunque darse un gustito –o solucionar la falta de tiempo para cocinar– a veces puede deparar desagradables y preocupantes sorpresas. Ese fue el caso de una familia que compró una docena de empanadas de pollo en una rotisería muy conocida y encontró una cucaracha en el relleno.

El local, ubicado en La Esmeralda casi Bolivia, exhibe los certificados de AFIP y del Municipio correspondientes, por lo que además de una clara falla en las normas de higiene, el insecto en la comida es una alarma para el área de Bromatología. Alguien debería explicar cómo a un comercio habilitado, que debe contar con personal capacitado en manipulación de alimentos y normas de higiene, se le escapa un insecto que es sinónimo de suciedad.

A pesar de la desagradable sorpresa, los damnificados tuvieron algo de suerte porque descubrieron la cucaracha a tiempo, aunque en forma muy casual. La empanada contaminada llegó al plato de una niña de apenas tres años, quien en lugar de comerla con la mano, como los adultos, pidió que le quitaran la masa para usar una cuchara.

rotiseria

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario