Tortoriello no enviará, por ahora, la basura a Neuquén

La decisión está tomada. En 2019 se analizará otra vez la posibilidad.

El Ejecutivo municipal tomó la decisión de no enviar basura durante el año en curso al Complejo Ambiental de Neuquén y recién en 2019 volverá a evaluar la alternativa. En la posición han pesado, por una parte, las dificultades existentes para efectuar nuevos gastos y, por la otra, la disponibilidad que muestra hoy el basural de la ciudad, que ha sido saneado y reacondicionado para recibir más residuos.

La determinación la hizo pública ayer el intendente Aníbal Tortoriello, quien destacó, no obstante, que el interés por trasladar a la vecina capital los desechos húmedos sigue vigente, aunque por ahora será postergado hasta una nueva oportunidad.

Sus explicaciones apuntan a la defensa de las cuentas del Municipio, apretadas actualmente por la inflación y por la necesidad de otorgar un nuevo incremento de haberes a los empleados para la segunda mitad del año.

Como los vecinos y al igual que cualquier otra institución con recursos limitados, las cuentas de la comuna han sentido el impacto del proceso inflacionario acentuado durante los últimos meses.

En este contexto, se ha activado la cláusula de rediscusión de los salarios municipales contemplada en el acuerdo con las organizaciones del Frente Sindical a fines de diciembre de 2017. Según tal punto, se volvería a las negociaciones cuando la inflación llegase al 15%, que fue el monto aplicado desde enero para la mejora de los haberes.

Tortoriello afirmó que, en estas condiciones, no se pueden elevar los gastos de la comuna, puesto que por el traslado de cada tonelada de residuos a Neuquén se tendrían que pagar 485 pesos, sin contar la logística propia del transporte y del personal.

Además, el jefe comunal ponderó la labor de saneamiento y mejora del basural local, que le permitirá al Municipio contar con un lugar en condiciones para seguir recibiendo descargas de desperdicios, con un sistema de relleno sanitario que minimiza los riesgos de contaminación. Al sector se puede continuar llevando desechos por algunos años más.

“En este año no llevaremos residuos a Neuquén. En 2019 volveremos a analizar la posibilidad. No podemos hacer más gastos y además tenemos el basural local saneado”, dijo Aníbal Tortoriello, Intendente de Cipolletti

Las autoridades de la comuna siguen interesadas en la propuesta neuquina pero no quieren recargar más las cuentas, por la inflación y la suba de salarios.

$485 cuesta llevar una tonelada de residuos hasta Neuquén.

La ciudad produce cerca de 100 toneladas diarias de basura. Si mandaran todas a la vecina capital, se invertirían casi $1.500.000 por mes. La comuna pensaba enviar un 30% de los desechos.

LEÉ MÁS

Empiezan a mandar basura a Neuquén, como prueba

Tortoriello aseguró que el basural "ya está saneado"

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario