Se calentó el debate por el impuesto a las chacras

Chacareros quieren que se cobre la tasa a tierras que no producen.

Un tenso intercambio de puntos de vista mantuvieron dirigentes del Consorcio de Regantes y de la Cámara de Productores de la ciudad con integrantes del grupo Convocatoria Rural, en el marco de una reunión organizada por el Concejo Deliberante para terminar de evaluar el proyecto de derogación del impuesto a las chacras improductivas.

El encuentro fue gestado por el concejal Miguel Aninao, titular de la comisión de Gobierno del Deliberante, quien quería dar voz a todos los sectores afectados por la iniciativa. Y es que junto con los propietarios de extensiones rurales que defienden la eliminación de la ordenanza que grava las tierras ociosas, hay otros que están muy preocupados por el destino de las actividades productivas en Cipolletti, debido a la profunda crisis que afecta a la fruticultura. Además, la inactividad de las chacras genera complicaciones a las parcelas productivas, por temas sanitarios, y al sistema de riego.

Te puede interesar...

Quien más atizó en defensa y preservación de las tierras rurales de la ciudad fue el referente de los regantes, Eduardo Artero, con una exposición muy combativa que encrespó los ánimos de los miembros de Convocatoria Rural, quienes argüían que no pueden continuar realizando tareas productivas ni intentar una reactivación por las dificultades que plantea la economía.

La concejal María Eugenia Villarroel Sánchez, quien participó del encuentro, manifestó que las discusiones alcanzaron un alto voltaje, al punto que extendieron el debate a costa de otros asuntos que se tenía previsto abordar en las reuniones de comisiones que había programadas.

Por su parte, Aninao lamentó que las autoridades del Concejo no hayan posibilitado la participación de los dirigentes de los regantes y los productores con anterioridad, y dijo que por ese motivo él consideró la necesidad de convocarlos antes de terminar la discusión sobre la derogación del polémico impuesto.

Artero ha planteado en diversas oportunidades que Cipolletti tiene que hacer todos los esfuerzos posibles para conservar sus tierras productivas ante el avance de las urbanizaciones y del negocio inmobiliario sobre extensiones que históricamente han estado dedicadas a la fruticultura y otras prácticas agrícolas.

Pese a sus reclamos y su indignación, el Deliberante seguirá adelante con el proceso para dar de baja el impuesto probablemente en la próxima sesión.

Las dos posturas sobre la tasa

A favor

La Cámara de Productores y el Consorcio de Regantes reclamaron al Ejecutivo que mantenga la ordenanza y comience a cobrar el impuesto a las tierras para evitar la especulación y el negocio inmobiliario.

En contra

Propietarios de tierras en la zona reservada a las chacras que no pueden producir se unieron en un grupo denominado Convocatoria Rural y buscan que no se les cobre un impuesto por tener sus tierras inactivas.

LEÉ MÁS

Derogarán el impuesto a las chacras abandonadas

Arranca el censo nacional en las chacras rionegrinas

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario