Protesta por la acusación a docentes de la UNRN

Los líderes de la toma del 2018 fueron acusados por usurpación.

La disputa entre un grupo de profesores y alumnos de la Universidad de Río Negro con las autoridades de la institución y la Justicia Federal de Roca sumará hoy un nuevo capítulo con una manifestación en el Juzgado Federal 1, cuando se lean los procesamientos contra los ocho impulsores de la extensa toma del vicerrectorado que se produjo en 2018.

La Justicia Federal agravó la semana pasada la imputación contra docentes y estudiantes. Se los acusa por usurpación y se les impuso un embargo de 160 mil pesos a cada uno. La cifra representa el monto de los arreglos por los daños a la sede de la universidad.

Te puede interesar...

“Una vez más la Justicia hace abuso sin pruebas y arremete contra el movimiento estudiantil violando así el estado de derecho y la autonomía universitaria a meses de haberse concretado el brutal desalojo por parte de Gendarmería”, expresaron los referentes del grupo de manifestantes que fueron procesados por la Justicia.

Marcha: los acusados se reunirán hoy en la sede de la Justicia Federal de Roca

La toma que motivó la causa judicial se inició en septiembre del año pasado, en medio de una protesta de docentes y estudiantes de todas las universidades públicas del país por los Recortes presupuestarios efectuados por el gobierno nacional. Antes de la medida de acción directa, centros de estudiantes de Río Negro y Neuquén hicieron una asamblea en Cipolletti y descartaron, por amplia mayoría, la ocupación de edificios como forma de protesta. En el encuentro hubo representantes de la UNRN, pero un grupo de profesores tomó el vicerrectorado y luego se sumaron estudiantes. Todos serían expulsados de la institución. Hoy, además, serán procesados por un delito penal.

Los imputados no recibieron prisión preventiva, por lo que estarán libres hasta el juicio. Como ocurre en estos casos, se les impusieron pautas de conducta que contemplan el control sobre su domicilio -no pueden ausentarse más de 72 horas sin permiso judicial- ni cometer nuevos delitos.

Los acusados apelarán la medida y continuarán con las acciones de protesta. Para hoy, se convocaron en la sede judicial de Roca a partir de las 12.

La tensión va en aumento

La Universidad de Río Negro no recuperó la paz. Luego del desalojo del vicerrectorado, los escraches a las autoridades son permanentes y hay cruces entre docentes que no apoyan los reclamos y los alumnos y profesores que los realizan. Los procesamientos contra los organizadores de la toma reavivaron la crisis. Ese día, un grupo de estudiantes y docentes protestó contra el rector Juan Carlos Del Bello en la sede de la Universidad de Flores. Hubo intentos de agresión en el estacionamiento y los estudiantes presentaron una denuncia por lesiones en la fiscalía cipoleña. En las aulas también hubo cruces cuando un grupo de alumnos entró a uno de los edificios con megáfonos y aseguraron: “Hay cinco estudiantes expulsados por participar de la toma. Los sancionan sin pruebas en un claro hecho de persecución”. Varios profesores les salieron al cruce y replicaron: “Los expulsaron por destrozar todo”. En ese clima de tensión creciente, se dictan clases en la Universidad de Río Negro.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario