Las viandas, una opción de los restó para sobrevivir

En algunos casos, el servicio representa el 50% de las ventas.

Con creatividad y dinamismo, los comerciantes que tientan el paladar de los cipoleños con un menú a la carta o una vianda de comida no bajan la persiana. Se reinventan todos los días y ofrecen promociones y descuentos para mejorar el volumen de ventas.

El servicio de viandas que ofrecen algunos restaurantes ayuda y mucho y tiene una salida cada vez más fuerte. Si bien no salva las ventas, porque el margen de ganancia es menor al plato de comida que pueden ofrecer en sus salones, es un complemento que da resultados al cierre de cada mes y los mantiene en movimiento.

Te puede interesar...

“Hoy estamos a los volantazos en la ruta, utilizando la creatividad para no caer, con promociones y descuentos varios, todos los días, buscando siempre mejores precios. A veces nos sale bien, otras veces nos sale mal”, expresó Javier Alcaino, de la parrilla El Nuevo Fogón.

El servicio de vianda los acompaña desde un comienzo, pero ha sido un adicional en franco crecimiento, a tal punto que hoy representa el 50% de sus ventas.

Observó que los cipoleños van y vuelven de sus casas para comer, sobre todo al mediodía. De modo que ofrecer menús económicos, ricos y abundantes fue una opción más que tentadora.

“Tenemos hasta 15 menús para llevar por día, y por la crisis, abarcamos todas las ramas de la gastronomía. De restaurante, pasamos también a ser rotisería e, incluso, ofrecemos café por las mañana. Hay que ser dinámicos y ofrecer descuentos y promociones”, comentó.

Puntualmente, dijo que el servicio de viandas anda muy bien, ya que por poco dinero, el cliente puede llevarse un menú rico y abundante sin tener que cocinar. “En los últimos dos años, la cantidad de viandas que hacemos se triplicó. Incluso lo asimilaron familias enteras que vienen y piden para cuatro”, advirtió el referente de El Nuevo Fogón.

Los descuentos de hasta el 30% en los salones es otra de las formas con las que buscan paliar la crisis.

Desde las 11 hasta las 15:30 ofrecen viandas por 130 pesos la porción. Claro que en otros comercios pueden salir un poco más, a razón de 250 pesos. Pero si el cliente busca precio, en Cipolletti puede encontrar. Además de promociones y descuentos de hasta el 30 por ciento para comer en el salón, la otra forma de sostener abierta la puerta. Sin embargo, es una realidad del rubro que los márgenes de ganancias no son reales, porque el dinero no rinde, y están buscando todo el tiempo mejores precios y ofertas.

Por eso, desde hace algunas semanas que los referentes de la gastronomía cipoleña se vienen juntando para pulir una idea que está muy buena y puede darles un poco de alivio (ver recuadro).

“Hoy el objetivo es vender”, concluyó Javier, mientras que el dueño de La Cocina de Rolo, Ricardo Spatula, apuntó: “Este veranito nos está ayudando, ahora viene la época más dura. Todos estamos con problemas, pero en el rubro nadie cerró la persiana o cambió de negocio. Vamos a ver qué pasa”.

Compras mayoristas para conseguir mejores precios

Ricardo Spatula, de La Cocina del Rolo, comentó que comenzaron a juntarse con otros gastronómicos con la idea de hacer compras mayoristas en todo lo que se consume en los restaurantes. “La situación está complicada, pero si encontramos mejores precios, hacemos compras más eficientes, nos beneficiamos todos. La idea es colaborar entre todos y está bueno porque aparecen oportunidades y nos conviene”, reflexionó.

Según explicó Javier Alcaino, de El Nuevo Fogón: “La idea es unificar proveedores y llevarlos a concurso para que podamos abaratar costos. Hay mucha diferencia de precio entre uno y otro, y tal vez la calidad es la misma”. También se baraja la posibilidad de unir a los restós para ofrecer descuentos de entre el 20 y el 35 por ciento uno o dos días a la semana.

LEÉ MÁS

Los 10 empleados cipoleños de Saturno y Lucaioli aún esperan respuestas de la empresa

La Muni no quiere saber nada con los limpiavidrios

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario