La suba de la nafta hizo más cara la revisión técnica

Para pegar la oblea en un auto, la inspección cuesta 950 pesos. El trámite es obligatorio.

A medida que se acercan las fiestas de fin de año y las ansiadas vacaciones, surge el apuro de muchos cipoleños por tener el auto en condiciones y con toda la documentación reglamentaria para no pasar malos momentos en la ruta. Es ahí cuando la mayoría recuerda la revisión técnica obligatoria (RTO), que en las vísperas de un año nuevo es un poco más cara por la suba de la nafta, utilizada como variable de costo.

Según informó Edgar Tavcar, el gerente técnico de la empresa Técnica Sur, la verificación de un vehículo que pesa hasta 1500 kilos –los que tiene la mayoría de los conductores- hoy cuesta 950 pesos. Si la familia necesita trasladarse en un rodado que supera los 1500 kilos, deberá pagar 1420 pesos para hacer la RTO, mientras que si se mueve en una pick-up (utilitaria o de carga) cuesta $2090. Los aumentos rondan el 10%.

Te puede interesar...

El referente de Técnica Sur advirtió que los valores pueden cambiar, según se mueva la variable combustible.

Aun así, siempre será mucho más económico pagar una revisión técnica que tirarse el lance en las rutas y no tener la mejor de las suertes si en un control de tránsito aplican la multa correspondiente. Es que también se rige por el valor del precio de la nafta súper, y los conductores saben muy bien lo que ha pasado con los combustibles, con tantos aumentos este año que termina, y lo difícil que resulta llenar el tanque.

Actualmente, la multa oscila entre los 300 y 1000 UF. Si la UF equivale a un litro de nafta súper ($30,79), entonces el mínimo a pagar por no tener la oblea de la RTO supera los 9 mil pesos.

Con esta verificación, los vehículos de uso particular pueden circular por todo el país y el exterior. Hay que ir a una planta radicada en la provincia de Río Negro que se encuentre habilitada y emita certificados de validez nacional, como las de Técnica Sur.

Si al verificar el vehículo presenta algún defecto y el resultado es “aprobado condicional”, tendrán un plazo de 60 días corridos para solucionar el problema, y si resulta “rechazado”, serán 30 días. Dentro de ese plazo, no tienen que volver a abonar. En caso de excederlo, deberá abonar la tarifa completa.

La puede realizar cualquier persona presentando la documentación requerida (cédula verde, seguro y registro) del vehículo y un documento personal. “Yo recomiendo hacerla para salir tranquilo a la ruta y no quedarse a mitad de camino. Es rápido el trámite, no lleva más de 20 minutos”, dijo Tavcar.

En diálogo con LM Cipolletti, comentó que para esta fecha hay mucho movimiento (entre los autos que cumplieron dos años de antigüedad y los que se suman). Por lo tanto, es conveniente sacar el turno a través de la página web (www.técnicasur.com/book) y no esperar a último momento para hacerlo. Es que dependiendo de la planta, pueden conseguir lugar en la semana o tener que esperar a los primeros días de enero.

En tanto, recordó que los automotores que están radicados en otras provincias tienen que pedir una excepción en la planta para tramitar la RTO, antes de sacar el turno.

En Cipolletti, la planta verificadora está ubicada en el kilómetro 6,5 de la Ruta 151. Atiende de lunes a viernes, de 8 a 17, y los sábados, de 8 a 13.

--> Las opciones para los bochados

Defectos leves. Se les da un certificado condicional. Hay que solucionarlo y volver a realizar la inspección del ítem cuestionado (luces, frenos, emisiones, entre otros) en un plazo de 60. Vencido el tiempo, deberán pagar el trámite.

Rechazados. Si se encuentran uno o más problemas graves en el vehículo se notifica al dueño de que no es apto para circular, por lo que debe hacer los arreglos en un plazo máximo de 30 días para evitar pagar dos veces.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario