Paula Fuentes, viuda de Hanz, nació el 19 de agosto de 1918 en San Pablo, Brasil -el mismo año que finalizó la Primera Guerra Mundial-, cuando sus padres se dirigían desde España hacia Argentina. Pocos días después de haber llegado al mundo, se instaló en Cipolletti, ciudad que nunca más abandonó y que se convirtió en una cuna de recuerdos y experiencias.

“Mi papá era aguatero y después, cuando nos fuimos un tiempo a Allen, trabajó como verdulero. Yo ahora soy mamá, abuela y bisabuela, no me acuerdo cuántos son en total, tendría que contarlos, pero estoy muy agradecida y orgullosa de mis 100 pirulos”, contó la abuela en diálogo con LU19 La Voz del Comahue.

“Nunca me peleé con nadie, soy amable, simpática, quiero a todos por igual, trabajé siempre y aquí estoy, esperando mi diploma por haber cumplido 100 años”,dijo Paula Fuentes, abuela cipoleña que cumplió 100 años

Tiraron la casa por la ventana

La fiesta por su cumpleaños número 100 se realizó el domingo al mediodía en el salón de Bomberos. Además de familiares, también fueron invitadas varias autoridades municipales. La abuela entró con la canción “Resistiré” de fondo, seguida por “Los caminos de la vida”, de Vicentico.

Al respecto, Paula expresó: “Bailé mucho, salió todo hermoso y estoy muy contenta. Vinieron todos mis familiares, estoy muy orgullosa de mis años y de cómo tengo la mente. Anoche descansé muy bien”.

La abuela de un siglo de edad confesó que la clave para tener una vida larga y próspera es ser una persona tranquila, buena y trabajadora. “Nunca me peleé con nadie, soy amable, simpática, quiero a todos por igual, trabajé siempre y aquí estoy, esperando mi diploma por haber cumplido 100 años”, concluyó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario