Discusión interna de los taxistas por la futura tarifa

Hay quienes aspiran al máximo posible. Otros no quieren que caiga la demanda.

Comienza a vislumbrarse una discusión interna en el rubro de los taxis entre aquellos titulares y choferes partidarios de una suba de tarifa que no impacte demasiado en el bolsillo de los usuarios, al punto de reducir la cantidad de usuarios, y aquellos otros que consideran que el aumento deberá ser el que marquen los estudios de costo y si resulta muy elevado aplicarlo igual, para que el cuadro tarifario no siga acumulando atrasos capaces de desfinanciar a la actividad.

Días atrás, la dirigente Liliana Villegas adelantó que, según sus cálculos preliminares, el incremento debería establecerse dentro de un margen que se extiende entre un 20 y un 30 por ciento. El planteo no causó una impresión desfavorable entre los trabajadores del volante porque, hoy por hoy, todo está por discutirse y definirse.

Te puede interesar...

Tan es así, que los taxistas tienen previsto solicitar hoy una reunión con el secretario de Servicios Públicos, Aldo Mildemberg, responsable también de Tránsito y Transporte, a quien le pedirán los números que ya está barajando la comuna.

El que se encargará de gestionar la audiencia es el referente Gabriel García, quien destacó la necesidad de tener el porcentaje de aumento definido a más tardar para el domingo 20. El tachero recordó que la nueva tarifa deberá entrar en vigencia el 1 de noviembre y en el sector quieren tener algunos días previos para discutir con quienes puedan no estar convencidos con lo que se paute. El incremento del 19,25 por ciento que se instrumento en mayo pasado no dejó a todos conformes. Entre ellos, se contó la dirigente Villegas, que lo consideró demasiado acotado en relación con las necesidades existentes.

Pero las diferencias de visión están más extendidas de lo que supone. Ayer, por ejemplo, un referente manifestó que el porcentaje que se establezca tendrá que ser todo lo alto que den los estudios de costo e impedir, así, que se acumulen desfasajes. Expresó que quienes más se suelen oponer tarifas elevadas figuran los choferes que no son propietarios de licencias y dijo que el nuevo cuadro tarifario deberá ser tal que no lo afecten las políticas que se establezcan en el país por un cambio de signo político.

En tanto, García sostuvo que se debe buscar no afectar mucho al bolsillo de los usuarios ni hacer caer así la demanda. Para él, un 19%, como en mayo, podría ser un aumento apropiado.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario