El clima en Cipolletti

icon
14° Temp
47% Hum

Vecinos, en pie de guerra contra los pibes motoqueros

Piden que el Municipio destruya los caños de escape que generan ruidos molestos.

Una de las quejas más recurrentes de los vecinos de Cipolletti, sobre todo en los barrios de la zona norte, es la de los constantes ruidos y estruendos producto de los caños de escape de las motocicletas.
La calle Esquiú, una de las más transitadas de la ciudad, se convirtió en los últimos tiempos también en una de las más ruidosas. Y los habitantes de la zona así lo expresaron a LM Cipolletti, indignados con los motociclistas y con las autoridades que parecen no tomar nota de los reclamos.

Te puede interesar...

Esto no es algo nuevo y tampoco es exclusivo de Cipolletti, sino que es algo común principalmente en las ciudades de gran concentración poblacional.
En Esquiú, años atrás, el principal ruido era el de los colectivos, pero las motos se sumaron en gran número.
Muchos jóvenes adulteran de manera tal los caños de escape de sus motos que generan fuertes explosiones, similares a las de disparos de armas de fuego. Esta clase de implementos no está permitida, por lo que muchas ciudades del país comenzaron a retener motos y quitarles los caños de escape si se detecta este tipo de situaciones. Uno de los Municipios pioneros en ese sentido fue el de la vecina ciudad de Neuquén.
En Cipolletti hubo algunos amagues en ocasiones en las que se comenzó a controlar más exhaustivamente a las motocicletas, pero poco fue lo que perduró la iniciativa.
Peligro nocturno
La madrugada es el peor momento del día, cuando los pibes motoqueros se juntan en bandas en diferentes barrios de la ciudad y por simple diversión comienzan a acelerar para provocar las molestas explosiones. En su mayoría se trata de adolescentes, que circulan en rodados precarios de dudosa procedencia, sin ninguna medida de seguridad y a alta velocidad.
Otra de las prácticas más habituales, y que mayor preocupación genera, es la de las picadas callejeras.
Los vecinos de la zona comprendida desde calle La Esmeralda hasta Naciones Unidas, quieren que el Municipio haga algo al respecto porque en épocas de verano y ante la imposibilidad de vivir con las ventanas cerradas, deben convivir con una gran cantidad de ruidos molestos, a los que muchas noches se les suma la música a todo volumen de los vehículos.

"Son molestos para la salud"
Música a todo volumen, bocinazos, ruidos de motores y las constantes explosiones de los caños de escape adulterados de las motos generan mucho más que una simple molestia. A los vecinos los perjudica, sobre todo por la noche, porque no les permite conciliar el sueño. Sin embargo, esto es sólo la cúspide del iceberg. Estos ruidos molestos pueden producir cefalea, dificultad para la comunicación oral, disminución de la capacidad auditiva, perturbación del sueño, estrés, neurosis, depresión, molestias como zumbidos y disfunción sexual, entre otras cosas.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario