El clima en Cipolletti

icon
13° Temp
50% Hum
LMCipolletti niños

¿Qué pasa cuando atrapan a menores de edad robando?

Las personas menores de 16 años no son punibles y no se les puede iniciar causa judicial, pero entre los 16 y 18, pese a ser menores de edad, pueden ser condenados por delitos, aunque no irán a la cárcel.

La creencia popular suele desconocer que una franja de las personas menores de edad son punibles, es de decir, pueden recibir una condena por cometer delitos. Sin embargo, la justicia no podrá ordenar su encarcelamiento. Pese a la gran repercusión mediática de los casos donde los adolescentes o niños son protagonistas, la realidad indica que conforman una gran minoría dentro de los juzgados rionegrinos.

La provincia no cuenta con un sistema judicial especial para encarar esta problemática y sólo adhirió a la ley 22.278 de Régimen Penal de la Minoridad y la 26.061 de Protección Integral de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes. La primera de ellas distingue que los adolescentes de entre 16 y 18 años son punibles a excepción de delitos de acción privada o los reprimidos con penas privativa de la libertad que no exceda de dos años.

Te puede interesar...

Cuando un adolescente es aprendido por la presunta comisión de un delito, se inicia el mismo proceso de investigación como si la persona fuera adulta. Puede iniciarse la formulación de cargos, ordenar la investigación y producción de pruebas. Si es encontrado penalmente responsable, las penas privativas de libertad que los jueces impusieran se harán efectivas en institutos especializados. Si en esta situación alcanzaren la mayoría de edad, cumplirán el resto de la condena en establecimientos para adultos.

Pero para los niños, menores de 16 años, el sistema es completamente diferente. No hay posibilidad de iniciar ningún proceso legal por el delito, aunque si pueden aplicarse medidas de protección desde la Senaf (Secretaria de Estado de Niñez, Adolescencias y Familia).

Laura Demarco, Subsecretaria de Jóvenes en Conflicto con la Ley Penal, contó a LM Cipolletti que el gran conflicto de Río Negro es que no existe una especialidad en el Poder Judicial porque no hay un foro especializado.

"Necesitamos que exista un sistema especial para trabajar con personas menores de edad porque tienen necesidades especificas distintas a los de adultos", remarcó.

Sobre el protocolo de detención policial, comentó que la fuerza tiene la facultad de aprender a cualquier persona por presunta comisión de un delito porque en ese momento no se puede constatar la edad. "El marco de legalidad es la comunicación con el fiscal quien dispone lo que suceda con esa persona. Sólo en Bariloche y Viedma la Senaf cuenta con Centros de Admisión y Derivación, el resto de las ciudades cuentan con equipos de guardia que hacen intervenciones especiales en las comisarias", comentó.

El fin de semana en Cipolletti un chico de 14 años fue demorado tres veces.

La intervención judicial puede ser, en el caso de un adolescente, la disposición de la detención por 24 horas hasta la formulación de cargos e inicio de la investigación. "La Senaf cumple con la disposición judicial, siempre. Ellos (el Poder Judicial) son los únicos que pueden disponer sobre los cuerpos de las personas. Nosotros no ordenamos egresos ni privaciones, sería ilegal eso", remarcó Demarco.

SENAF.jpg
El menor que disparó a un hombre cumple prisión preventiva bajo resguardo de SENAF

El menor que disparó a un hombre cumple prisión preventiva bajo resguardo de SENAF

Dijo que en las evaluaciones de los egresos se analiza si la madre, padre o tutor son personas que puedan cuidar o si existen situaciones de riesgo. De existir, sugieren otros posibles egresos.

"Evaluamos en la intervención cuál es su situación general, si está escolarizado, si es su primera causa, qué pasa con los adultos del hogar, qué es de la vida de ese niño y su contexto familiar y comunitario. No todos tienen un dificultad especifica, y desde esa intervención salen derivaciones cuando la situación no es penal. Cuando es penal, se cumple la disposición de la Justicia", explicó la subsecretaria.

En el caso de niños no van a tener proceso judicial porque no son punibles, es decir, no ingresarían al sistema penal. "En esos casos tenemos que preguntarnos cómo llega un niño a esa situación donde se pone en riesgo él y pone en riesgo a otros. También preguntarnos qué pasa con el sistema de protección integral, es decir, todos los que deben mirar a los niños, entre ellos la escuela, el barrio, la familia, el sistema de salud y también la Senaf", remarcó.

Agregó que el control del Estado tiene limitaciones. "No podemos ponernos en la puerta de la casa y que no salgan, la responsabilidad es de sus tutores. Son adolescentes y lo primero que se genera a nivel social es la expulsión, y no se piensa que se trata de un niño en proceso de crecimiento", comentó.

Dijo que a nivel provincial, del total total de personas aprendidas que son menores de edad, el 95 por ciento no ingresan al sistema penal y ni siquiera llegan a una formulación de cargos.

"Son muy pocos los casos en Río Negro. Actualmente hay dos adolescentes cumpliendo condena penal, uno de ellos próxima a finalizar, y los que están en proceso judicial sin declaración de culpabilidad, son mínimos. La mayor localidad de situaciones de riesgo están en Viedma. En algún momento también fue Cinco Saltos. Cipolletti por ahora no tiene situaciones de alerta, tiene un promedio de medio a bajo", remarcó.

Igualmente expresó que cuando se evidencia a un menor de edad con varias detenciones policiales, son alertas que exigen una rápida y urgente intervención de las autoridades. "No se puede esperar que la persona sea punible, hay que actuar de inmediato", afirmó.

Glosario

Adolescente: personas menores de edad de entre 16 y 18 años (punibles)

Niños: personas menores de 16 años (no punibles)

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario