El clima en Cipolletti

icon
35° Temp
19% Hum
LMCipolletti

Mi Tierra propuso lotear una reserva fiscal para dar parcelas a ocupantes del DVN

La cooperativa ofreció un sector de su jurisdicción. La mediación por la toma pasó a un nuevo cuarto intermedio.

La iniciativa será puesta a conocimiento de la Municipalidad porque el predio que se utilizaría también forma parte del Distrito.

La mediación entre los ocupantes de un predio del Distrito Vecinal del Noreste (DVN) y la cooperativa Mi Tierra, propietaria de los terrenos tomados, pasó a un nuevo cuarto intermedio hasta mañana al mediodía. La conducción de la entidad propuso ayer lotear una reserva fiscal para que los protagonistas de la toma tengan posibilidad de contar con una parcela donde poder asentarse.
Ayer, al mediodía, se efectuó una nueva audiencia convocada por la Justicia en procura de acercar a las partes y encontrar una salida al conflicto planteado por la ocupación de lotes de la cooperativa. En las conversaciones, predominaron las posturas firmes e inflexibles y se temió, en algún momento, por un fracaso completo de las conversaciones.
Las partes enfrentadas acercaron la información con la que sustentan sus puntos de vista y el material disponible será ahora chequeado a fondo por el juez Gustavo Herrera, quien interviene en la causa, y el mediador Francisco D’Angelo, que intenta encauzar las posturas disímiles hacia una solución de consenso.
Lorena Castro, titular de Mi Tierra, acompañada por otros dos integrantes de la cooperativa y con el asesoramiento legal de Michel Rischmann, impulsó una propuesta que deberá contar con el consentimiento de la Municipalidad para su concreción. Se trata de la posibilidad de lotear una de las reservas fiscales de la primera etapa de entrega de parcelas que tiene prevista su institución, para permitir que en esas tierras se instalen los ocupantes.
La dirigente indicó que a los representantes de la Justicia les interesó la alternativa y quedaron en contactarse con las autoridades municipales para ver si resulta viable su implementación.
 
Injusto pero para no excluir
La cooperativa Mi Tierra tiene ocho hectáreas en el DVN, de las que dos forman parte de la primera etapa. Dispone también de espacios para dos reservas fiscales y para un espacio verde, precisó Castro. Destinar una de las reservas de la etapa inicial para los ocupantes, descomprimiría la situación, aunque “sea injusto” porque quienes han tomado terrenos no habrían cumplido con todos los pagos como sí lo han hecho otros cooperativistas, manifestó. Sin embargo, manifestó que “es necesario tener buena predisposición” para resolver el conflicto y “no excluir a nadie”.
Mariano Palumbo, uno de los asesores letrados de los ocupantes junto con Hipólito Muñoz, expresó que la audiencia de ayer fue “positiva” para su sector en el sentido de que se pudo reconocer, por la documentación aportada, que los 25 ocupantes del predio de Mi tierra son miembros efectivos de esta cooperativa. Se desechó con ello la versión de que habría personas ajenas a la institución entre los que se asentaron en los terrenos.
“Todos han pagado y se mostraron los comprobantes”, indicó el letrado, y valoró que ambas partes presentaran a la Justicia la información que avala sus reclamos. Sostuvo que, a la luz de los datos que aportaron sus clientes, se puede demostrar que deben ser tenidos en cuenta para la primera etapa de los loteos de la entidad.
Existe el compromiso de las partes de mantener la situación actual sin modificaciones, lo que implica que no los ocupantes no pueden hacer avances en las tierras ni permitir nuevos asentamientos, en tanto que desde la cooperativa no se puede permitir que otros asociados intenten recuperar por cualquier medio los predios tomados.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario