Los tacheros quieren frenar el alquiler de licencias

Choferes autoconvocados pidieron a la Muni que apruebe los cambios en la ordenanza.

El pedido de prórroga de los propietarios de taxis para evaluar el proyecto de modificación del Código de Transporte del Municipio disparó la polémica. Un grupo de tacheros autoconvocados asegura no sentirse representado por las decisiones tomadas por el sindicato de Peones de Taxi y aseguran que el tiempo solicitado sólo beneficiará a los “peces gordos” que buscan cajonear la ordenanza que terminaría con el mercado negro de habilitaciones, que cuestan hasta $400 mil, y el monopolio de las 450 licencias de la ciudad.

Por esta razón, el sector minoritario de trabajadores -que ya se considera una nueva fuerza dentro de la actividad- decidió entregar una nota al Ejecutivo firmada por 40 taxistas para evitar que se dé lugar al pedido de ocho meses requerido para evaluar el proyecto oficial. En el caso de no darles el visto bueno, piden que se congele cualquier tipo de trámite de transferencia de licencias. De lo contrario, temen que la iniciativa quede en el olvido y que la concentración de poder vuelva a tomar fuerza.

Te puede interesar...

“Esto afecta a los grandes testaferros que tienen muchas licencias y, como se vienen el blanqueo para choferes y otras normas que van a regular el servicio, no les conviene, quieren hacer de las suyas para deshacerse de las irregularidades. A pesar de todo esto, y aunque significaba algo bueno para los choferes, el sindicato se quedó callado y no hizo nada. Por eso decidimos juntarnos para ser escuchados”, explicó José Vázquez, uno de los taxistas que lleva adelante el reclamo.

Algunas de las modificaciones en la ordenanza implican un aumento en la entrega de licencias, el blanqueo de los taxistas, la exigencia de una licencia profesional para poder prestar el servicio, hacer un control de los antecedentes policiales de los conductores. “Muchos dicen que si hay más licencias va a haber menos trabajo, pero no es así. Sólo va a haber muchos peces gordos que se van a quedar sin el kiosquito”, dijo Vázquez.

Ahora sólo les resta esperar a la decisión de los concejales con la esperanza de ganar la batalla y lograr que alguna de las dos opciones propuestas sea aprobada. Además, les pedirán una reunión junto al secretario de Fiscalización, Diego Rebossio.

“Todos los titulares están en contra de esto porque quieren hacer su negocio, no están de acuerdo con nada, ni con el GPS o la idea de ser controlados”. José Vázquez. Taxista cipoleño, referente de los autoconvocados

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario