La Policía atrapó a un temible robarruedas y le formularon cargos

Pasó la noche en un calabozo de la Comisaría Cuarta.

La Policía de Río Negro detuvo a un ladrón que se dedicaba a delinquir bajo la modalidad de robarruedas.

Un patrullero de la Comisaría Cuarta descubrió la maniobra cuando huía de la escena con las dos llantas y neumáticos que sacó de un Chevrolet Corsa, color gris, que estaba estacionado en la Estado Israel y Ruta 22. Lo ayudó un cómplice, a bordo de un Renault Logan, donde cargaron las ruedas completas y las herramientas utilizadas para sustraerlas.

Te puede interesar...

Los efectivos los siguieron hasta el barrio Los Sauces, donde montaron un operativo cerrojo y aprehendieron a uno de ellos, mientras bajaba del Renault Logan una de las ruedas robadas al Corsa. Su cómplice se escabulló antes de que la Policía llegara al lugar.

El hecho ocurrió el martes, alrededor de las 23:30, y ayer los investigadores tenían por delante la requisa del Renault Logan secuestrado para sacar las herramientas utilizadas en el robo y una de las ruedas que había quedado adentro del baúl.

Según fuentes policiales, el hombre, que ronda los 30 años, es conocido en el ambiente delictivo porque tiene otras causas en trámite por hechos similares. No descartan que el sospechoso haya sido el autor del robo de otras ruedas porque la modalidad que desplegó para hacerse de los neumáticos del Corsa es coincidente.

A saber, el ladrón detenido colocó ladrillos donde sacó los neumáticos, para que el auto no se cayera.

El comisario a cargo de la Unidad Cuarta, Osvaldo Huanque, indicó que se abrió un legajo judicial por robo en grado de tentativa y que el sospechoso quedó a disposición de la fiscalía que interviene en casos de flagrancia.

Tal como se preveía, recuperó la libertad ayer. No solo porque el delito que se le reprocha es excarcelable, sino también porque el auto al que le sacó las ruedas se encontraba en estado de abandono, estacionado en la calle.

¿Dónde está el dueño?

Los policías intentaban ayer dar con el propietario del rodado y averiguar también por qué dejó el auto tirado en Estado Israel y Ruta 22. Si fue por un desperfecto mecánico, si el vehículo estaba flojo de papeles, era robado o participó de otro hecho delictivo. Los investigadores, a priori, no descartaban ninguna de las hipótesis.

Fuentes cercanas al Ministerio Fiscal, informaron que el auto estaba abandonado en la calle hace más de una semana. Buscaron al titular y este contó que lo había vendido hace más de dos años a una concesionaria. “Hay que contactar a la persona que es dueña del vehículo y lo dejó abandonado. Porque si no hay un damnificado, hay que ver si se puede avanzar”, indicaron desde la fiscalía.

Le formularon cargos y quedó libre

El delincuente detenido por robar dos ruedas de un vehículo fue trasladado a la Comisaría Cuarta, ubicada en pleno centro cipoleño. Allí tuvo que pasar la noche del martes en un calabozo y gran parte del día de ayer, ya que recién pasadas las 15 se llevó a cabo la audiencia de formulación de cargos, en la que se le dio inicio al proceso judicial en su contra. Sin embargo, como se trató de un delito menor, que prevé penas excarcelables, y porque el auto al que le robó las ruedas estaba abandonado, recuperó la libertad.

Rápido accionar de la Policía

Con las manos en la masa: un patrullero realizaba una recorrida de rutina cuando vieron al delincuente salir corriendo con dos ruedas en su poder y cargarlas a un auto.

Persecución y detención

El hecho ocurrió en el cruce de la Ruta 22 y Estado de Israel. Ahí se inició un operativo cerrojo que finalizó con un delincuente detenido en el barrio Los Sauces. El cómplice escapó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario