El clima en Cipolletti

icon
Temp
79% Hum
LMCipolletti joven

La joven rionegrina que era buscada en Buenos Aires se comunicó con su familia

Se presentó de manera voluntaria en una comisaría y se encuentra en buen estado de salud. Su mamá contó que tenía miedo y se escondió de su pareja. La justicia ya tomó cartas en el asunto.

María Esther, la rionegrina que había desaparecido en la ciudad de Buenos Aires hace dos semanas, se presentó este sábado de manera voluntaria en una comisaría para dejar constancia de su paradero y estado de salud. Según detalló su familia, la joven es víctima de violencia y escapó por temor a su pareja.

Su mamá, Paola Rojas, contó en diálogo con LM Cipolletti que juntó la plata necesaria para viajar desde Fernández Oro a Buenos Aires y que espera este domingo reencontrarse con su hija. Sin embargo, ayer por la noche mantuvieron una larga conversación telefónica en la que le explicó los motivos por los que decidió irse de su casa.

Te puede interesar...

"Lo importante es que ya sabemos de ella y está bien, pero ahora queda solucionar muchas otras cosas en torno la violencia y maltrato que sufría. Ella estaba escondiéndose y tiene mucho temor de su pareja. También me dijo que a la bebé la dejó con él porque quería que tuviera un techo y no anduviera desprotegida en la calle, porque la violencia la ejercía sólo contra ella", detalló.

En cuanto al relato de cómo apareció María Esther, la mujer contó que -de acuerdo a los dichos de la pareja- él se encontraba haciendo diligencias en el microcentro de Buenos Aires el viernes por la tarde cuando la vio en la calle. "Llamó a la División de Búsqueda y ellos le dijeron que no se acercara, que esperara a que llegaran, pero no hizo caso y se acercó a hablar con ella", agregó.

En estas circunstancias, la joven rionegrina le habría dicho que tenía miedo de volver con él e intentó irse, pero la tomó del brazo y quiso "llevarla a la rastra". "Cuando llegó la Policía sólo pudieron verla en el momento en el que salía corriendo y la perdieron de vista", agregó Paola.

Al día siguiente, María Esther se presentó de manera voluntaria en una comisaría para llevar tranquilidad a su familia y dejar constancia de que se encontraba en buen estado de salud.

ni-una-menos.jpg
Apareció la joven rionegrina que era buscada en Buenos Aires

Apareció la joven rionegrina que era buscada en Buenos Aires

"El sábado a la noche cuando hablé con ella le dije que nos fuéramos juntas, pero me dijo que había muchas cosas por solucionar y que lo primero era recuperar a su bebé. Cuando le pregunté por qué no se había comunicado con nosotros para pedir ayuda me dijo que ya era adulta y tenía que resolver sus problemas sola", relató.

Si bien Paola tiene que regresar a Fernández Oro en algunos días, espera reencontrarse con su hija este domingo y -en el caso de que no quiera acompañarla al Alto Valle- se asegurará de que reciba la contención y protección necesaria para poder continuar con su vida junto a su pequeña hija, sin miedo y de manera segura.

Ahora, el caso está en manos de la Justicia y el sábado por la noche la fiscal que está llevando adelante la investigación le tomó una extensa declaración a María Esther, donde habría dejado plasmada la violencia psicológica y física que sufrió durante años y por la cual decidió escapar de su casa, según comentó su mamá.

Marcha-Ni-Una-Menos-femicidios.jpg
Apareció la joven rionegrina que era intensamente buscada en Buenos Aires

Apareció la joven rionegrina que era intensamente buscada en Buenos Aires

La desaparición de María Esther

Paola se enteró por terceros de la desaparición de su hija de 18 años, quien reside en Buenos Aires, y radicó la denuncia penal por la desaparición de persona en la Comisaría 26° de Fernández Oro, donde tiene domicilio.

En ese momento la única información con la que se contaba era la que había brindado la pareja de María Esther, quien aseguró que la joven habría abandonado el hogar en el barrio La Boca durante la madrugada del 3 de abril, cerca de las 1.30 de la madrugada, tras una discusión.

Al darse cuenta que su yerno no habría radicado la denuncia, Paola lo hizo en Fernández Oro. Radicó una denuncia penal en la Comisaría 26, cuyo personal notificó a la fiscalía cipoleña que se declaró incompetente porque el hecho ocurrió en otra jurisdicción.

En medio de la búsqueda también se enteró de un detalle que prendió todas las alertas: María Esther había realizado una denuncia previa por violencia de género.

Afortunadamente, este sábado se presentó de manera voluntaria en una comisaría y aseguró encontrarse en buen estado de salud. Ahora la justicia deberá intervenir y resguardar tanto a la joven rionegrina como a su pequeña hija de 7 meses.

pieza-144-dos-modelos2.jpg

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

50% Me interesa
0% Me gusta
30% Me da igual
0% Me aburre
20% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario