El clima en Cipolletti

icon
21° Temp
16% Hum
LMCipolletti Alberto

Historias rionegrinas y neuquinas entrelazadas: Alberto Fernández y Amalia Riquelme

Integraron la cofradía de ferroviarios que contribuyeron al crecimiento de la región. Tuvieron una despensa histórica en Neuquén.

Historias neuquinas y rionegrinas entrelazadas por tener un mismo origen en esta Norpatagonia: Alberto Fernández y Amalia Riquelme de Fernández. Integraron la cofradía de ferroviarios que contribuyeron al crecimiento de la región.

Alberto era hijo de inmigrantes españoles, fue un gran jugador de fútbol del Centenario Club Pacífico de Neuquén. Nació el 29 de febrero de 1924 en Buenos Aires. Era hijo de Sabina Martínez, española, hija Juan Martínez y Manuela Fernández, y de Alberto Fernández, nacido en Oviedo, España, que era hijo de don José Fernández y de Esperanza Villar.

Te puede interesar...

Como todo inmigrante extranjero, arribaron a estas tierras invitados por algún pariente que ya estaba afincado en la zona. Este fue el caso de la familia de Julián Ortega, español, casado con María Fernández, española y hermana de don Alberto Fernández.

Cuando estaban ya en la capital neuquina nació su hermano Eduardo, en la década del ‘30. Alberto estudió en Fortín Mercedes. Sus padres compraron la esquina de Rivadavia y Córdoba cuando el paisaje era agreste y desolado.

Allí construyeron el local que fue la Despensa Fernández, comercio que estuvo abierto aún después de su jubilación en el ferrocarril, donde se desempeñó en la oficina de Tráfico.

alberto fernandez amalia riquelme.jpg

También tuvo un bar en la calle San Martín que llevaba como nombre El Moderno.

Amalia nació en Chos Malal el 11 de febrero de 1934. Era hija de Juana Riquelme: tuvo un hermano llamado Alfredo.

Distintas ocupaciones realizó Amalia, desde su juventud: trabajó, junto con su madre, en el galpón de empaque AFD. Estos galpones de empaque eran viejos galpones del ferrocarril en época de los ingleses diseminados en el valle. Fue una marca del Alto Valle para la comercialización de fruta de pepita, creada en 1928 cuando la Empresa inglesa Ferrocarril Sud fundó la Argentine Fruit Distributors S. A. En ese año construyó los primeros cinco galpones de empaque de la región en las playas ferroviarias de Cinco Saltos, Cipolletti, Allen, J.J. Gómez y Villa Regina.

Unos años después Amalia fue enfermera e ingresó al Sanatorio Neuquén de la calle Rivadavia al 200.

El casamiento de Alberto y Amalia

Se conocieron en el viejo Sanatorio –hoy Policlínico Neuquén- cuando Alberto concurrió a visitar a su primo, el Dr. Eduardo Ortega que estaba internado pues lo habían operado. Allí trabajaba como enfermera Amalia. Se casaron el 26 de abril de 1957. Su hija Cristina, entrevistada para estas páginas, nos mostró –hace unos años- los telegramas recibidos el día de la boda y el álbum de fotos de la luna de miel de Alberto y Amalia en Mendoza.

Alberto y Amalia tuvieron a María Cristina, que nació el 15 de julio de 1959, ingeniera agrónoma, casada con Roberto Clementi, que les dieron dos nietos: Eduardo y María Florencia. Desempeñó su profesión en Moño Azul y DOLE, donde trabajó hasta el nacimiento de su segunda hija. Luego tuvo comercio en el mismo lugar en el que funcionó la vieja despensa de sus abuelos y padres.

Alberto Fernandez Amelia Riquelme (1).jpg

Carlos Alberto, que nació el 1º de mayo de 1966, estudió abogacía y se casó con Cristina Sarrasqueta, tuvo dos hijos: Santiago y Candela.

La hija de Alberto, María Cristina, nos mostró diarios en los que se le realizaron reportajes a su padre como jugador de fútbol.

El diario El Territorio de septiembre de 1949 lo presenta como un joven Insider izquierdo de la 1ra. División del Club Ferrocarril Sud de nuestra ciudad, campeón del corriente año, de la Liga Deportiva Neuquén. El periódico lo describe como un joven muchacho, un correcto jugador, culto y gran compañero en su trabajo, en la estación del Ferrocarril Sud.

Alberto se inició en la segunda división de la decana institución local, Club Pacífico, a los 15 años de edad, y luego de tres partidos, pasó a la primera división.

El puesto que ocupó en la cancha alternó entre la línea delantera, los tres puestos centrales. Admiraba a su compañero de equipo el zaguero Arias, a Chiche Izquierdo y Gómez de Pacífico. Otro ejemplar de El Territorio del 27 de junio de 1952, en sus páginas deportivas, también hace honor al jugador que fue Alberto.

Alberto Fernandez Amelia Riquelme (3).jpg

El Diario Sur Argentino del 20 de mayo de 1973 celebró el Día del Futbolista y recordó entre ellos a Alberto Fernández.

Alberto Fernández, crack de antaño, jugó en Pacífico, Independiente y terminó en Ferrocarril Sud.

Esta es la historia de un matrimonio que con su silenciosa labor contribuyó a incrementar la historia del Valle. Sus integrantes formaron parte de una sociedad en formación y descollaron en distintos ámbitos, como por ejemplo el deporte.

Su clásico negocio ubicado en una esquina céntrica de la ciudad –Córdoba esquina Rivadavia-, se puede apreciar en la fotografía ilustrativa en donde ese paisaje era desolado en las décadas del ‘60, ‘70. Y que hoy el urbanismo ha rodeado. Hoy quiero homenajearlos por su trabajo tesonero.

Alberto Fernandez Amelia Riquelme (2).jpg

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

38.461538461538% Me interesa
23.076923076923% Me gusta
15.384615384615% Me da igual
0% Me aburre
23.076923076923% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario