El servicio de colectivos está al borde del colapso

Pehuenche enfrenta dificultades salariales y diferencias con el Municipio.

El transporte colectivo urbano está atravesando un momento muy complicado, al borde del colapso por una acumulación de circunstancias. En la actualidad, los choferes y empleados de Pehuenche no han podido cobrar un 20 por ciento de aumento salarial ni tampoco el monto no remunerativo de 5000 pesos que se les había pautado, a raíz de que los propietarios de Pehuenche aducen que no pueden efectivizarlo por incumplimientos del Municipio y por falta de una actualización tarifaria. La conflictiva situación podría derivar en medidas de fuerza y se podría ver afectado seriamente el servicio.

Ayer hubo una reunión en la Secretaría de Trabajo local con participación de representantes del sindicato y de los propietarios. El encuentro concluyó con más interrogantes que respuestas y dejó mucha incertidumbre. La UTA dejó sentado que se encontraba en estado de asamblea permanente.

Te puede interesar...

El gremialista Mario Troncoso manifestó que la empresa refirió que la comuna le adeuda un monto significativo y que está soportando también atrasos en los subsidios nacionales. Ante este panorama, la organización sindical tiene previsto presentarse hoy por la mañana en el Municipio para solicitar una pronta conversación con el intendente Aníbal Tortoriello. Quieren escuchar sus puntos de vista y alertarlo de las consecuencias que puede arrojar para una normal prestación los inconvenientes salariales de los trabajadores.

Se complica y tensa la situación en el servicio de ómnibus urbanos. La empresa no puede pagar mejoras salariales y exige un aumento de sus tarifas.

El próximo lunes habrá un nuevo encuentro en la sede de Trabajo, donde se evaluará la situación. Por ahora, no hay medidas de fuerza en puerta pero podrían concretarse si la parte empresaria y el Municipio no ayudan, en lo que les compete, a salir de las dificultades.

Al respecto, Aquiles Trasarti, uno de los propietarios de Pehuenche, volvió a advertir ayer sobre el desfasaje tarifario local, tanto en lo referido al boleto general como el estudiantil. A su juicio, ambos tienen que ser actualizados cuanto antes para responder a las necesidades de la firma. Además, expresó que su empresa ha pagado en forma total la deuda por unos 450.000 pesos que tenía por multas con la comuna pero fue enfático en señalar que los inspectores municipales no pueden labrarles infracciones "cada 5 segundos" como hoy. Son "multas obscenas y recaudatorias", la inmensa mayoría de las cuales no tienen justificación alguna, afirmó. Se refirió también a las difíciles relaciones que hay con el Municipio y el riesgo que corre la prestación.

--> Quieren un boleto común a 35 pesos

En la empresa Pehuenche consideran que, al presente, el precio del boleto común del servicio urbano cipoleño debería rondar los $35, un monto que ya rige en otras localidades. En la actualidad, el valor en la ciudad es de $27,50.

El propietario Aquiles Trasarti indicó que también se debe elevar el monto del boleto estudiantil, que hoy cuesta $6. El empresario mencionó el aumento que vienen registrando los diversos insumos que requiere la prestación, todos dolarizados. Únicamente los sueldos no se abonan con parámetros en la divisa norteamericana. Advirtió que no se puede seguir con el actual estado de cosas y con las diferencias permanentes con las autoridades municipales.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario