El clima en Cipolletti

icon
29° Temp
15% Hum
LMCipolletti Cipolletti

Atrapan a un montón de comerciantes cipoleños colgados de la luz

La empresa Edersa realizó un gran operativo de control y en una semana detectó a 70 inmuebles robando energía, en su gran mayoría locales comerciales.

La empresa Edersa, a cargo del servicio de distribución eléctrica, realizó un operativo sorpresa en la zona del centro de Cipolletti y detectó una gran cantidad de locales comerciales que estaban colgados de la luz. Se trata de inmuebles que cuentan con el servicio regular, pero preferían implementar una sistema ilegal para no pagar por el consumo.

Según informaron desde la firma, en algo más de una semana se descubrió en Cipolletti unas 70 instalaciones donde se robaba energía, la mayoría ubicadas en la zona céntrica y concretada por comerciantes locales.

Te puede interesar...

El control estuvo a cargo de un cuadrilla de la empresa eléctrica quienes inspeccionaron más de 1500 pilares en el centro de la ciudad y en el barrio San Pablo. Se despejaron decenas de peligros en materia de seguridad pública y se detectaron más de 70 hechos de hurto o fraude de energía.

“La mayoría de los robos de energía ocurrían en comercios. Recorrimos las calles Roca, San Martín y Brentana en pocos días. También hallamos muchas instalaciones adulteradas en el barrio San Pablo”, informó Juan Pablo Aravena, jefe del Departamento de Gestión de Pérdida No Técnica y Sucursales de Edersa.

El plan de “Seguridad Eléctrica, Hurto y Fraude” que desarrolla Edersa en toda su área de concesión -la totalidad de Río Negro, exceptuando Bariloche y Río Colorado- tiene dos objetivos: solucionar potenciales peligros de seguridad pública y detectar hurtos o fraudes de energía. Durante los últimos meses, el barrido de pilares ya se realizó en Las Grutas, SAO y Viedma, Valcheta y General Conesa en la zona Atlántica; y Catriel, Allen, Cinco Saltos, General Roca, Villa Regina y Choele Choel en el Valle rionegrino. Ahora fue el turno de Cipolletti.

edersa.jpg

Según explicaron, los operativos encontraron que el delito se cometía en comercios como kioscos, fotocopiadoras, fiambrerías, vinerías y locales de ventas de comida. También descubrieron dos casos que terminaron con multas millonarias: una fábrica que había adulterado el medidor, y que para recuperar la luz sus dueños tuvieron que abonar alrededor de 2.000.000 de pesos -el robo databa de al menos 4 años-; y una vivienda en la que se minaba moneda virtual, donde se aplicó una multa de 1.250.000 pesos.

“También detectamos diferentes anomalías en suministros residenciales. Cuando descubrimos casos de hurto de energía, se realiza un acta con autoridad competente en el lugar, se informa al usuario y se le procede a retirar del pilar eléctrico tanto la acometida como el medidor. Luego, se inicia el análisis y cálculo de la facturación, multa y se procede a comienzo de las acciones legales”, explicó Aravena.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario