Advierten a los vecinos por un nuevo cuento del tío

La Policía asegura que crecen los pedidos de dinero por falsos accidentes.

Una nueva variante del cuento del tío genera preocupación en la Policía, que detectó el engaño en Viedma y advierte sobre su posible traslado al Valle.

El ardid comienza en un teléfono fijo. Un hombre llama, se hace pasar por el sobrino, el nieto o el hijo de la víctima, le dice que tuvo un accidente con el auto o sufrió un desperfecto mecánico entre Chichinales y Cipolletti, y le pide el dinero para el traslado en una grúa. Cuando la víctima cae en el engaño, otro sujeto que simula ser el chofer de la grúa pasa por la casa a retirar el dinero o citan al damnificado en otro lugar, que puede ser un taller mecánico.

Te puede interesar...

Con esta excusa, en Viedma ya se consumaron dos hechos mientras que otros ocho se evitaron, según informó la jefa de la Brigada de Investigaciones, Maricarmen Carrizo. Su par en Cipolletti, el subcomisario Manuel Leiva, sostuvo que hasta el momento no se han registrado cuentos del tío con estas características en esta ciudad, Fernández Oro u otras localidades aledañas.

No obstante, nunca está de más prevenir a la población y hacer algunas recomendaciones para evitar caer en el engaño.

“Los llamados son todos a teléfonos fijos. Te dicen ‘hola tía, mamá o abuela’, y en el ida y vuelta le sacan información a la víctima. Llaman con la excusa de que tuvieron un accidente con el auto o un desperfecto mecánico y necesitan plata para la grúa. Si el auto quedó tirado en Cipolletti, te pueden sacar 15 mil pesos”, contó Carrizo.

En un caso, los delincuentes lograron hacerse de 38 mil pesos. Ocurrió en Viedma, en octubre. Primero le dijeron al damnificado que pasaban a buscar tres mil pesos, luego que no les alcanzaba y en dos días le robaron ese monto, hasta que el abuelo se dio cuenta.

Carrizo advirtió que ya lograron frustrar varios intentos, por lo que la modalidad se puede trasladar a otra parte de la provincia con el fin de lograr el objetivo.

Frente a esta situación, recomendó a la gente no que brinde ningún dato, corrobore la información con un familiar directo y llame al 911, y agregó: “En general, (los autores) no tienen información específica de las víctimas, pero cuando se comunican y les transmiten una urgencia, estas les terminan brindando información sin darse cuenta. Por eso, ante el llamado de un teléfono desconocido hay que corroborar que la persona es quien dice ser y no aventurarse a hacer un depósito de dinero”.

Desde la Brigada de Investigaciones viedmense comentaron que las personas que están detrás de estos engaños suelen trabajar en dupla y buscan que sus víctimas sean de la tercera edad, a quienes localizan a través de la guía telefónica.

Otros engaños

También recomendaron a la población estar atentos ante situaciones de dudosa credibilidad donde la artimaña pasa por convencer a las víctimas de que vienen de parte de un banco. Llaman a los damnificados para comunicarles que hay problemas con la numeración del dólar y que tienen que pasar por sus casas para que no circulen más por la calle.

Puede ir una chica bien vestida y un hombre de traje, pero el que retira el dinero es uno solo. Toca el timbre y la gente, confiada, cree que es un representante del banco y le entrega los dólares que tiene. En Viedma ya hubo dos casos, donde las víctimas entregaron un monto equivalente a 110 mil pesos.

Consejos

Cómo evitar caer en el engaño

No dar datos. Los estafadores dicen ser familiares pero no tienen información de la víctima: la obtienen durante el llamado.

Confirmación. Entre el pedido y el retiro del dinero hay un tiempo en el que se puede intentar una comunicación con otros familiares para constatar la versión.

Denunciar. La Policía pidió que ante los llamados extraños se dé aviso inmediato al 911.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario