Una estudiante cipoleña fue condenada junto a su cómplice allense por narcotráfico

Llevaban 40 kilos de marihuana en una camioneta y los detectaron en Neuquén. Iban rumbo a Chile.

Una joven oriunda de Cipolletti y un allense fueron condenados por llevar un cargamento de casi 40 kilogramos de marihuana con el aparente destino de Chile. El procedimiento se había realizado en la vecina provincia de Neuquén, sobre la Ruta 22. Mientras que el hombre quedó detenido, la cipoleña se vio beneficiada por una pena en suspenso.

El juicio contra los narcos regionales se desarrolló en el Tribunal Oral Federal de Neuquén capital (TOF) y tuvo como protagonistas, según fuentes judiciales, a un joven ligado a un comercio de Allen y una estudiante universitaria de 23 años, de Cipolletti.

El juzgamiento de los imputados se derivó de un operativo encabezado por personal de la División Antinarcóticos Zapala de la Policía neuquina, que se concretó el 8 de mayo de 2016, en horas de la madrugada. Lo particular fue que la inspección del vehículo sospechoso, marca Kia, modelo Sorento, se llevó a cabo luego de que los agentes observaran la extraña maniobra de un auto Volkswagen Gol. En el rodado se movilizaban un policía y una mujer, que supuestamente querían señal para comunicarse con una grúa. Fue en esas circunstancias que concurrieron juntos hasta la camioneta rota y ante las sospechas de los uniformados, se procedió a realizar una minuciosa inspección. El resultado fue el hallazgo de varias decenas de ladrillos de marihuana distribuidos en el baúl y los asientos, con un peso total de 39 kilos y medio.

Sin demorarse, los agentes incautaron los paquetes de cannabis sativa y el vehículo, mientras que pusieron a disposición de la Justicia Federal al conductor de la camioneta, identificado como Charles Daniel Ramos.

Tanto el conductor como la mujer que lo acompañaba fueron acusados del delito de tráfico de estupefacientes en la modalidad de transporte y en el caso del primero, condenado a 4 años de cárcel.

CRITERIO

Pena en suspenso por sus estudios

La joven condenada nació en Cipolletti pero en la actualidad reside en Allen y recibió un castigo menor de 2 años en suspenso como partícipe secundario del delito de tráfico de estupefacientes “en la modalidad transporte”. Entre los atenuantes que tuvo en cuenta el tribunal federal neuquino, se recalcó que cursa el cuarto año de una carrera universitaria y que cumplió las pautas de conducta.

Por otro lado, el hombre oriundo de Allen, Charles Ramos, fue considerado autor del delito investigado y deberá cumplir una pena de cárcel efectiva de 4 años.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario