El clima en Cipolletti

icon
26° Temp
25% Hum
LMCipolletti CGT

Tras la reunión con Alberto Fernández en Olivos, ¿se rompe la CGT?

Según se conoció, Pablo Moyano definirá este martes su permanencia en la conducción de esa central obrera.

El cosecretario de la CGT y secretario adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, definirá este martes su permanencia en la conducción de esa central obrera, en una reunión del Frente Sindical por el Modelo Nacional (Fresimona) prevista para la tarde de esta jornada.

El encuentro está convocado para las 15 en la sede porteña de Camioneros, según confirmaron a Télam fuentes gremiales de ese sector.

Te puede interesar...

El debate sobre la permanencia o no de Moyano en la cúpula cegetista se produce tras varios desencuentros con los otros sectores del sindicalismo que integran la central obrera, que también conducen Héctor Daer y Carlos Acuña.

Embed

El Fresimona -que integra la CGT- está conformado también por otros 80 gremios como Smata y tiene una fuerte vinculación con la Corriente Federal de Trabajadores que lidera el bancario Sergio Palazzo, ya que estos sectores tienen su referencia política con el espacio que representa la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

A pesar de que todavía no hay "una decisión final tomada” sobre el futuro de Pablo Moyano en la CGT, desde su entorno expresaron cierta molestia con las otras partes de la cúpula sindical, ya que no fueron convocados a participar en la noche del lunes de la reunión entre el presidente Alberto Fernández y el resto de los sindicalistas en la residencia de Olivos.

Del encuentro de anoche participaron Héctor Daer (Sanidad), Carlos Acuña (Estaciones de servicios), Andrés Rodríguez (UPCN), Gerardo Martínez (UOCRA) y José Luis Lingeri (Obras Sanitarias).

Embed

Qué pasó en la reunión entre el presidente y los gremios

Los dirigentes sindicales volvieron a ratificar ante el mandatario nacional su postura de que las paritarias deberán seguir abiertas para al menos empatar la inflación acumulada, que sigue sin dar tregua y que todo indica que terminará el año en torno al 100 por ciento.

En medio de la escalada de precios, el Gobierno dejó entrever semanas atrás la posibilidad de implementar un bono de emergencia para todos los asalariados privados.

La idea es aceptada por las corrientes sindicales cercanas al kirchnerismo pero no es bien vista por la conducción de la CGT, que cree que esos mecanismos a la larga no sirven para que el bolsillo pueda recuperar terreno frente a la inflación.

Embed

Los popes cegetistas prefieren como "mal menor" que se mantenga el actual esquema de "paritarias permanentes" en la que los gremios negocian actualizaciones cada tres o cuatro meses en promedio.

"Las paritarias están vigentes", dijo Daer al ingresar a la Quinta de Olivos, al insistir en su rechazo al otorgamiento de una suma fija.

De esta forma, algunos sindicatos con poder de fuego pueden equipararse al alza de precios, aunque tanto Gobierno como sindicalistas son conscientes de que una gran porción de trabajadores como los informales, cuentapropistas o monotributistas irremediablemente se verán superados por el ritmo de los precios.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario