El clima en Cipolletti

icon
Temp
73% Hum

Qué hicieron Mau y Ricky en Neuquén antes de hacer vibrar la Fiesta de la Confluencia

Acompañados de un reducido grupo de amigos y colaboradores, los cantantes tuvieron su momento íntimo en la ciudad de Neuquén.

“Que lindo ambiente, muchas gracias”, con esas palabras Ricky Montaner saludó a los responsables de la cena íntima que compartió con su hermano Mau y un reducido grupo de 10 personas que los acompañaron en su show en Neuquen.

Los hermanos Montaner hicieron vibrar a 200 mil personas en la noche del sábado de la Fiesta de la Confluencia, el evento que en cuatro jornadas ya convocó a más de 1 millón de personas en la Isla 132. Pero antes tuvieron su momento de relax y confort para llegar en equilibrio al escenario.

Te puede interesar...

Mau y Ricky llegaron a la capital provincial poco antes de las 20. Despegaron de Buenos Aires a las 18.15 y una hora y media después ya estaba en Neuquén. En el Aeropuerto Presidente Perón los esperaba una combi, que abordaron junto a su recudido círculo Íntimo.

Cruzaron el centro neuquino entre bromas y comentarios sobre la ciudad, y pocos minutos después llegaron a un exclusivo restaurante, en el que iban a poder disfrutar de un tapeo con sus amigos y compañeros de viaje. Un pequeño oasis antes del show.

WhatsApp Image 2022-02-13 at 7.47.55 AM.jpeg

Sonrientes y relajados, ingresaron al lugar y se sorprendieron al ver una ambientación familiar: plantas, velas y una larga mesa para relajar tensiones antes de hacer vibrar a 200 mil personas y tener que volver a subir a un avión rumbo a México.

Como si el destino nos los soltara, Mau y Ricky ocuparon los lugares centrales de la mesa enfrentados, se sirvieron agua casi como si fueran un reflejo en un espejo y, mientras saboreaban una entrada de quesos, fiambres, verduras, legumbres, y aceitunas, pudieron conocer algunos vinos de la zona.

En una charla como la de cualquier mesa familiar, Mau y Ricky se mostraron interesados en saber más acerca de la ciudad, en conocer su historia y hasta bromearon con la idea de encontrar un dinosaurio. Lejos de los dos artistas que convocan a millones de personas en las redes sociales, los hermanos Montaner disfrutaron sin pretender privilegios.

La conversación amena y sin un hilo conductor duró poco más de una hora, en la que el chef los agasajó con una carne braceada, que los artistas saborearon y agradecieron. La agenda apretada, obligó a una despedida rápida, hubo un brindis con espumantes de Bodega Familia Schroeder, fotos grupales y otra vez a la combi para ir a las Isla 132.

WhatsApp Image 2022-02-13 at 8.23.15 AM.jpeg

En el predio, al que arribaron cerca de las 22, todo fue vértigo: saludo afectuoso con el intendente Mariano Gaido, una breve y sorpresiva conferencia de prensa y al camarín a ultimar detalles para saltar al escenario.

En la intimidad del momento previo al show, Mau y Ricky, junto con sus colaboradores, cambiaron de vestuario, se maquillaron y repasaron la lista final. Antes de enfrentar al público cumplieron con el ritual que los acompaña desde sus inicios: orar, con Mau como guía de la oración.

A las 23.30 se abre la puerta del camarín, los músicos empiezan a vibrar y a paso firme, saludando a todos quienes los ven pasar, suben al escenario, donde una multitud de 200 mil personas los ilumina con sus celulares. Tras 90 minutos de música, baile, interacciones divertidas con el público y homenajes a amigos y glorias del rock, los hermanos Montaner terminan su presentación.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCZ54g_vv5A8%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAPzbL6ZBgFnUEqfe8ZBrclegIJhhVV6XZCcPlnZCndOXMx6gSU1lBhTxxLB6W56wmROtZCPUuovhNgfTkVRht8fEwvPcWMyfaPRfTwW1RdGbNHKethdw0gEN3nAqlfby2iEvOEW9AQA5rrZAKZA5KAkCxRG9X4rmC8M1UxsZBxXlFySk4ROseDkZD

Al pie del escenario los espera la combi, con su conductora lista para dejarlos en el Aeropuerto donde poco después de las 2 saldrá el vuelo que los devolverá a Buenos Aires, donde pocos minutos después abordaron otro avión rumbo a México, para llegar a tiempo a la emisión del reality La Voz, que al igual que edición argentina los tiene como coachs.

De un extremo al otro de la ciudad y de la íntima familiar más sagrada a la exposición multitudinaria y el cariño de 209 mil personas, así fue el paso de Mau y Ricky en sus ocho horas en Neuquén.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario