El clima en Cipolletti

icon
16° Temp
38% Hum
LMCipolletti Verano

Los riesgos de las aguas de El 30 y de la Isla Jordán

Mucha gente, en los días de más calor, se acerca al canal principal y al río Negro y no hay medidas de seguridad porque no están habilitados.

Resulta un peligro que en el denominado balneario El 30 y en la costa de la Isla Jordán no haya presencia de agentes municipales que puedan alertar sobre los riesgos de bañarse en las aguas del canal principal, en el primer caso, y del río Negro, en el segundo. Hasta la cartelería es poca para avisar sobre las prohibiciones.

La posibilidad de que alguien, no enterado de las restricciones o desoyéndolas, se bañe para huir del calor son siempre altas, lo mismo que siempre se puede dar que, por accidente, alguien se caiga a los cursos de agua y termine siendo arrastrado si la fortuna no lo acompaña.

Te puede interesar...

Con las jornadas de intenso calor que están caracterizando esta etapa del verano, son muchos los vecinos que acuden a las áreas verdes y con servicios de El 30 y de la Isla. Allí se puede disfrutar de un buen momento utilizando las mesas y sillas de cemento y las parrillas. También hay baños, en mejor o peor estado de conservación, pero ahí están.

En este cuadro idílico, el peligro puede jugar una mala pasada. En el balneario popular no habilitado del noreste, los últimos días han traído enormes caudales al canal, que lo convierten en inutilizable para el baño. Bajo todo punto de vista, puede ser una aventura letal. En algunas temporadas del pasado, el espacio contó con servicios de bañeros del Municipio, pero pronto se los eliminó porque el sistema de riego no se puede utilizar para bañarse. Sin embargo, sin vigilancia preparada constante la fatalidad reina.

En la Isla Jordán hace muchos años que no hay bañeros ni cuidadores a la vera del agua, que está contaminada, además de deparar riesgos por la corriente y profundidad del Negro. Tampoco hay casi cartelería prohibitiva y así la incertidumbre crece.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario