Le hallaron más de 4 kilos de droga pero no irá preso

La sentencia benefició a un roquense que fue condenado a cumplir una pena condicional. También se había enfrentado a gendarmes.

Un roquense de 35 años fue beneficiado con una leve condena de dos años de prisión en suspenso a pesar de que en un allanamiento en su propiedad se hallaron poco más de 4 kilos de marihuana y 27 plantas de cannabis sativa. Además, el hombre se enfrentó con gendarmes durante la toma de la sede de la Universidad Nacional de Río Negro (UNRN) en General Roca.

El curioso fallo trascendió en los últimos días y la persona beneficiada tiene el mismo apellido que una familia de conocidos funcionarios judiciales de Roca, destacaron fuentes judiciales.

Te puede interesar...

El acusado, de nombre Pablo, fue llevado a juicio y tras un acuerdo del Ministerio Público Fiscal con su defensor particular, avanzaron con la forma abreviada ante el juez unipersonal Marcelo Grosso. La imputación se limitó a delitos menores como tenencia simple de estupefacientes y resistencia a la autoridad.

Lo llamativo es que el roquense había sido llevado al Tribunal Oral Federal de General Roca (TOF) por dos procedimientos, que fueron muy destacados y encabezados por personal de la Delegación Toxicomanía de la Policía provincial y Gendarmería nacional. Según el primigenio requerimiento fiscal, uno de los hechos tenía relación con un procedimiento desarrollado el 2 de mayo, cuando los agentes hicieron un allanamiento en un domicilio ubicado sobre calle Buenos Aires y encontraron un poco más de 4 kilos de marihuana distribuidos en 52 frascos. Además, fueron incautadas 26 plantas, que estaban en pleno proceso de secado,18 frascos con semillas y una balanza de precisión.

Con anterioridad, el mismo sospechoso, había participado en un violento enfrentamiento con gendarmes, en las oficinas del rectorado de la UNRN. El hecho sucedió el 10 de diciembre del año pasado y de acuerdo a la fiscalía, el hombre quiso impedir que se llevaran demoradas a las profesoras y estudiantes que estaban tomando el lugar. Las fuentes especificaron que el exaltado roquense no dudó en atacar a los integrantes de Gendarmería y que, por ese motivo, tuvo que ser detenido.

Más allá de la gran cantidad de droga secuestrada, el acusado fue imputado solo por tenencia simple y no se contempló el agravante de la presunta comercialización. El hombre se limitó a aceptar su culpa y las partes acordaron el castigo de dos años en suspenso.

Fallos que llaman la atención

Los criterios para juzgar a los narcos y otros acusados por infracción a la ley 23.737 son disímiles y, en algunos casos, no dejan de llamar la atención.

En el caso del hombre de Roca, la imputación se limitó a un delito leve como la tenencia simple de estupefacientes, lo que contrasta abiertamente con el resultado del secuestro llevado adelante por efectivos de la Policía rionegrina. Para las fuerzas de seguridad, en su momento, se trató de un importante golpe y no dudaron en asegurar que se había desbaratado “un laboratorio” narco, resaltaron fuentes policiales.

Pero en la vereda opuesta a la creencia policial parece que se ubicó la justicia, que se limitó a hablar de “tenencia simple”.

LEÉ MÁS

Barrio Don Bosco: robaba los medicamentos de Salud Pública y los vendía en su casa

Corría desnuda por la calle escapando del ataque de su ex pareja en Roca

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario