El clima en Cipolletti

icon
22° Temp
21% Hum
LMCipolletti frecuencias

Las Perlas: vecinos sufren demoras por descoordinación de los colectivos

En Neuquén, los ómnibus que circulan hasta el puente Lembeye incrementaron sus frecuencias de circulación. Pero la unidad de Pehuenche que concreta el trasbordo de los pasajeros y circula por el interior de Las Perlas, no lo hizo. El resultado, largas esperas.

Una insólita situación está perjudicando a los usuarios del servicio colectivo de transporte de Las Perlas. Ocurre que del lado neuquino el ómnibus de la firma Automotores Santa Fe, línea 102, aumentó sus frecuencias de circulación como habían solicitado los vecinos, pero del lado perlense el ómnibus de Pehuenche, línea 104, no actuó en correspondencia, con lo que los vecinos tienen que seguir esperando para concretar los trasbordos o, en su defecto, caminar para apurar las cosas y no tener que esperar más de la cuenta.

Te puede interesar...

A consecuencia de la pandemia, el Municipio de Neuquén llevó en su momento las frecuencias de sus colectivos a Las Perlas a 2 horas. A la vez, resolvió que los vehículos que cumplen el servicio no ingresen a la comunidad perlense, por lo que se quedan del lado neuquino del puente Lembeye.

A raíz de los reclamos de los pobladores, se consiguió que las autoridades neuquinas incrementen las frecuencias del recorrido, que ahora son cada 1 hora. Esto generó buenas expectativas, por la utilidad que implica, pero el hecho es que hasta ahora del lado perlense "no se ha acompañado" la medida y las unidades de Pehuenche continúan con sus viejas frecuencias, lo que impacta directamente sobre los usuarios.

Así lo dio a conocer ayer el vecino Roque Sardá, quien debe utilizar habitualmente el servicio por distintos trámites y por problemas de salud que lo afectan. Para él, como para los demás usuarios, no resulta para nada agradable tener que afrontar las consecuencias de la descoordinación horaria entre los buses.

Es que, además de las demoras, en el lado neuquino, que es donde se hacen los trasbordos, no hay siquiera un refugio o paradero donde esperar y, en esta época, los fríos matutinos junto al río suelen sentirse con intensidad. Por otro lado, ni los buses de Automotores Santa Fe ni los de Pehuenche les permiten a los usuarios aguardar adentro de las unidades, con lo que las esperas se tienen que hacer obligatoriamente a la intemperie, así llueva o truene.

El resultado es que, por la descoordinación, las demoras en el trasbordo pueden extenderse hasta los 40 minutos o, incluso, más de una hora. En ese tiempo, el colectivo neuquino puede completar una ida y vuelta completa entre el puente y el centro de la vecina capital.

Sardá expresó que no se han conocido los motivos por los que Pehuenche no aumenta su circulación, pero se cree que puede ser que lo que le abona el Municipio por el recorrido interno por Las Perlas sea una cantidad bien limitada y que no se ha movido para aumentar las frecuencias.

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
33.333333333333% Me da igual
0% Me aburre
66.666666666667% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario