En base a un presupuesto millonario retuvieron la base que jugó semifinales en la temporada pasada y fue en búsqueda de Jorge Piñero da Silva en el ataque y Matías Sosa para la mitad de la cancha.

“Tenemos una gran desazón, porque el esfuerzo es muy grande, pero desde lo deportivo no salió casi nada”, reconoció Guillermo San Pedro, presidente de la subcomisión de fútbol del Albinegro.

En la misma sintonía que Duilio Botella, al joven dirigente le resulta increíble estar hablando del descenso con un grupo de jugadores pensado para grandes cosas en la categoría. “De alguna manera todos queremos dejar en el olvido de una vez el tema de la permanencia y después esperar que la temporada concluya”, expresó el directivo en la previa al cruce con Independiente.

Pese a que el calendario todavía tiene camino por delante, la sensación generalizada es que en General Cerri se apagaron todas las expectativas de soñar con la B Nacional.

Más allá de eso, San Pedro evitó la palabra fracaso para describir el presente. “No creo que sea así porque se hizo de todo, el plantel está al día, las condiciones de trabajo son las mejores. No dejamos de trabajar del mismo modo por los malos resultados. Estamos desilusionados, es un golpe duro”, profundizó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario