El clima en Cipolletti

icon
17° Temp
39% Hum

Juicio por femicidio de Cielo: las primeras pruebas que encierran a Escobar

Se trata de los análisis de las cámaras de seguridad que los captaron caminando juntos esa madrugada del 13 de septiembre y de los registros telefónicos que lo ubican en la zona de Los Espigones el sábado 14 a la noche.

Durante la primera jornada de juicio por el brutal femicidio de Cielo López se escuchó la declaración de cuatro efectivos policiales, que tuvieron distintas tareas en el curso de la investigación tras el hallazgo del cuerpo de la joven de 18 años. Los mismos aportaron las primeras pruebas científicas que ubican a Escobar junto a Cielo la madrugada del 13 de septiembre.

La primera en declarar fue la cabo Miriam Estevez quien presta servicio en la Comisaria Séptima de Plottier en el área de seguridad, quien fue alertada sobre dos pescadores que aguardaban ser entrevistados en la zona de Los Espigones de Plottier. "Eran dos pescadores varones, que estaban pálidos y nerviosos. Cuando llegué uno me dijo que para el era un maniquí. Entonces fuimos a mirar y nos encontramos partes del cuerpo, las piernas de las rodillas hacia abajo, los brazos y la cabeza", declaró la efectivo policial que tiene 12 años en la fuerza.

Te puede interesar...

Tras ello se acordonó el sector y se comenzaron los trabajos en la escena. Al caer la noche y no encontrar el resto del cuerpo, la búsqueda se continuó al día siguiente. "Nos juntamos en la zona de Los Espigones. Nos anoticiamos del caso que habían hallado parte del cuerpo y teníamos que trabajar en la ubicación del torso que faltaba", expresó el oficial Carlos Amarilla de la División Montada y Canes.

Así, relató que con la ayuda de un perro entrenado en la detección de cadáveres, costearon la costa del río unos 1000 metros, que luego dejaron descansar al perro y continuaron con un rastrillaje a pie para dar finalmente con el torso a unos 2300 metros del lugar del primer hallazgo.

Al ser consultado la razón por la que creía que se encontraron en lugares distintos, explicó que "por el volumen del torso al ser más grande fue arrastrado por la corriente río abajo". También destacó que como en esos días, "se había erogado bastante agua, el cuerpo quedó donde quedó, porque sino agarra el cauce central del río y viaja varios kilómetros".

Juicio a Escobar por el femicidio de Cieloa
Juicio por femicidio de Cielo: las primeras pruebas que encierran a Escobar

Juicio por femicidio de Cielo: las primeras pruebas que encierran a Escobar

Análisis de los celulares y las cámaras

El siguiente en pasar a declarar fue el oficial principal Simón Espinoza, quien fue convocado para "hacer un análisis telefónico de una persona desaparecida que era Laura Cielo López". Del análisis del registro telefónico del número de la joven asesinada, se supo que las últimas comunicaciones las había mantenido con el abonado a nombre de Alfredo Escobar.

Tras explicar técnicamente al jurado el funcionamiento de las antenas de telefonía y de los celulares, el efectivo contó que "el 13 de septiembre el celular de Cielo recibió cuatro llamadas bajo la antena de su casa, todas del teléfono de Alfredo Escobar". Las mismas fueron realizadas a las 3:16, 3:22, 3:36 y 3:40.

Luego, indicó que entre las 3:49 y las 4:29, ambos celulares realizan un desplazamiento desde la zona que capta la antena de la casa de Cielo hacia el centro de Plottier y que terminan en la zona que capta la casa de Escobar. "Los dos teléfonos hacen mismo recorrido y a las 5:52, el teléfono de Cielo deja de estar activo, se apagó".

A continuación explicó que el teléfono de Escobar se mantuvo en el mismo lugar hasta el sábado a las 23:05 cuando es captado por una antena de la zona de China Muerta. "Generó un dato móvil en la zona de chacras, cercana al río y otro a las 23:17. Lo que puedo asegurar es que no estaba en su casa, permaneció en la zona ribereña y a las 00:05 ya del domingo, Escobar volvió a su domicilio".

El último investigador convocado, también integrante del Departamento de Seguridad Personal, división Homicidios como Espinoza, fue el cabo Diego Pereyra, quien estuvo a cargo de los registros fílmicos. "Analicé 13 cámaras, tanto de la Municipalidad, de comercios y de casas particulares, de las cuales solo dos dieron resultados positivos", declaró.

En las mismas, que fueron exhibidas durante el juicio se ve a un hombre y una mujer caminando a la par de espaldas y lateral a la cámara, "que guardaban similitudes con Escobar y Cielo, como así el saco que se encontró en el lugar del hallazgo". La primera que los captó está sobre calle Buenos Aires Norte donde se los vio pasar en sentido este y la segunda, a las 4:02, sobre Avenida Plottier cuando caminan en sentido norte hacia calle Libertad.

148-provincial.jpg

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

66.666666666667% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
33.333333333333% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario