Fue a denunciar a su ex y le dijeron: "Todos pueden recibir un golpe de un pariente"

Se lo dijeron en la Oficina de Violencia de Cutral Co a una víctima.

“Convengamos que, en el caso de mi hija, ella no estaba herida, pero hay tantas otras mujeres y chicas que viven situaciones críticas y, si tienen que ir a pedir ayuda ahí, se mueren. Fue indignante escuchar a esta señora”, expresó ofuscada Paola, luego de que su hija de 25 años fuera a denunciar un hecho de violencia de género en la Oficina de Violencia en Cutral Co y “la atendieron como si fuera culpable”.

El episodio que denunció públicamente Paola ocurrió el 31 de enero, luego de que la ex pareja de su hija hostigara a varios miembros de la familia por mensajes. “A las 5 de la mañana del 30 de enero empezaron a llegarme muchas imágenes por Whatsapp y emoticones. Me empezó a mandar capturas de una llave y de que iba a hacer todo lo posible por entrar a la casa donde vive mi hija”, relató la mujer a LM Neuquén y agregó: “Hay una de las capturas que me mandó que era terrible, como diciendo ‘te la voy a matar’”.

Te puede interesar...

Tras descubrir que varios miembros de la familia habían recibido este tipo de mensajes, Paola le recomendó a su hija que llamara al 144, que al ser una línea nacional la derivó a la oficina. “Cuando llamó, ella contó la situación y de ahí la derivaron a que fuera a hacer la denuncia en la oficina de Violencia de Género de Cutral Co”, recordó.

p12-pieza-dialogo-operadora-judicial.jpg

Once son las denuncias que Paola asegura que radicó en la comarca petrolera y en Rincón.

Una vez en esa oficina, la joven vivió la situación denunciada y decidió grabarla con su celular. Allí, la víctima relató lo sucedido y recibió, por parte de la empleada que la recepcionó, una minimización del episodio vivido, a pesar de que ella le confió que tenía denuncias previas por golpes.

Embed

En la grabación se escucha, entre otras frases, cómo la trabajadora le dice: “La Justicia te va a amparar en tanto y cuanto existan riesgos, y yo a los riesgos no los estoy viendo”.

148-provincial.jpg

“Mi hija lo denunció 11 veces en Cutral Co, Rincón de los Sauces y Plaza Huincul. Ellos tuvieron una relación que duró dos años, pero previo a terminar tuvieron muchos problemas de golpes, denuncias, de todo”, sostuvo la madre de la joven, quien aseguró que desde el 2016, su ex se obsesionó con retomar la relación y por ello continúa hostigándola.

Buta Ranquil: el caso opuesto

A fines de 2018, un funcionario del Juzgado de Paz de Buta Ranquil expuso una situación en la que debió acercarse a la comisaría local porque los efectivos no derivaban las denuncias realizadas por una mujer que sufría violencia de género por parte de su pareja.

Fue a raíz de su intervención, donde resultó agredido verbalmente por la Policía, que pudieron acceder a tres denuncias que había hecho la mujer en esos días.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario