El tráfico ilegal de carne no se detiene ni en Semana Santa

Personal de Seguridad Vial decomisó 85 costillares que eran transportados ilegalmente hacia el Alto Valle.

Los controles de tránsito en las rutas de la provincia se intensificaron a partir del miércoles, en las vísperas a la Semana Santa, ya que se preveía -tal como ocurrió- que el movimiento de vehículos iba a ser intenso. En ese marco, la Policía Caminera logró incautar una importante cantidad de carne de contrabando.

Si bien para estas fechas hay una merma en el consumo de carnes rojas, el tráfico no se toma feriados. Detectaron ayer a la madrugada a un hombre que transportaba en una camioneta de alta gama una gran cantidad de carne, la cual iba tapada con frazadas intentado pasar desapercibida. Sin embargo, los efectivos detectaron la carga.

Te puede interesar...

Según informaron desde el Cuerpo de Seguridad Vial de Cipolletti, alrededor de las 8 interceptaron a una camioneta Toyota Hilux para realizar un simple control de rutina en la Ruta 151, en Catriel. Se le solicitó la documentación del vehículo y del conductor y mientras se chequeaban los datos, observaron algo que les llamó la atención. En los asientos traseros había unos bultos raros cubiertos por frazadas.

En ese momento pidieron ver qué llevaba allí abajo, ya sospechando que se trataba de algún producto cárnico que estaba siendo contrabandeado. Segundos después confirmaron la hipótesis: el hombre llevaba 85 costillares embolsados.

El cargamento fue decomisado y entregado al Senasa, ya que no contaban con la documentación correspondiente ni cumplía con las normas sanitarias para su transporte.

Además se supo que el conductor es un conocido comerciante de la zona y que es reincidente en este tipo de delito. Lo que deja en evidencia que los productos que vende pertenecen al tráfico de carne.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario