Desbaratan la banda de los robasúper tras cinco golpes

Se realizaron 29 allanamientos en diferentes localidades en una causa vinculada diferentes hechos en supermercados. Hay tres demorados.

Con el mismo modus operandi, durante seis meses, la banda robó en cinco supermercados y se hizo de un botín millonario compuesto por celulares, tablets y notebooks que después vendieron. El seguimiento de los códigos IMEI de los celulares y las imágenes captadas por las cámaras de seguridad fueron claves para dar con los presuntos autores.

Los delincuentes robaron en las sucursales de La Anónima de Zapala, Plottier, Rincón de los Sauces y Centenario, localidad donde además entraron a la Cooperativa Obrera.

Te puede interesar...

Las pesquisas las inició la Brigada de Investigaciones de Zapala, donde solo en ese súper el botín en electrónica escaló a los 800 mil pesos.

El gerente regional de la cadena La Anónima, a la hora de ampliar la denuncia, agregó información clave como el robo a las otras sucursales, y ahí los fiscales Marcelo Jofré de Zapala y Diego Azcarate de Neuquén decidieron unificar la investigación.

Los pesquisas pudieron establecer que en cada uno de los golpes los delincuentes contaban con información muy precisa, lo que lleva a sospechar de la colaboración de entregadores, y en todos los casos se alzaron con una gran cantidad de celulares liberados, además de otros equipos de fácil reducción en el mercado negro.

Con las pruebas relevadas en cada uno de los súper y un arduo trabajo de campo conjunto al que se sumaron efectivos de varias brigadas, se logró establecer el modus operandi y la identidad de los delincuentes.

Este miércoles se desarrolló un megaoperativo con 29 allanamientos en Senillosa, Plottier, Neuquén –en los barrios los barrios Melipal, Bouquet Roldán, Confluencia, Islas Malvinas y Cuenca XV– y General Roca.

Como resultado de los allanamientos, el personal policial secuestró una gran cantidad de teléfonos celulares, equipos de comunicación e inhibidores de señal que utilizaba la banda para dar los golpes en forma coordinada.

Ahora, los demorados quedaron a disposición de la fiscalía.

Entraban siempre de madrugada

Los delincuentes ingresaban siempre de a tres y de madrugada, y en varios casos por aberturas que conocían de antemano. Entre sus prendas llevaban bolsas de residuos y bolsos para cargar toda la electrónica.

LEÉ MÁS

Víctimas de viudas negras inventaron robo violento para engañar a la Policía

A punto de inaugurar el local, les robaron $50 mil

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario