De la escuela al hospital

Tres porteras fueron internadas por una fuerte intoxicación.

Tres porteras cipoleñas fueron internadas por intoxicación tras una fumigación en la Escuela Laboral 4. La situación generó polémica entre los empleados de la institución y el Consejo Escolar y un fuerte reclamo del gremio ATE.

Las autoridades de Educación aseguraron que se respetaron los plazos informados por la empresa de fumigación, pero los trabajadores tienen sus dudas. En principio, se investigan los productos utilizados por la empresa de fumigaciones y se le exigió un informe técnico para aclarar los hechos.

Te puede interesar...

Los trabajos de fumigación se realizaron el miércoles por la tarde por la presencia de insectos en el establecimiento ubicado en Lago Nahuel Huapi 650. Según indicó a LM Cipolletti el coordinador local del CPE, Roberto Pihuala, la empresa Serviplag roció con un líquido algunos puntos estratégicos del edificio y, tras ocho horas, ya se podía ingresar a limpiar.

Desde ATE, por su parte, expresaron: “De acuerdo con el protocolo establecido para estos casos, las autoridades educativas deben contar con el certificado del pesticida empleado, algo que no ocurrió. Informalmente, ATE fue notificada del uso de Keeptrin, producto que en una búsqueda rápida en internet contiene bajo contenido tóxico. Todo sugiere, entonces, que al menos se complementó la desinfección con otro insecticida”.

Internación

Las porteras entraron al edificio al día siguiente para limpiar y que se reanudaran las clases. “Recién al otro día, superado ampliamente el plazo de ocho horas, ingresaron las porteras para limpiar. Por la tarde comenzaron a sentir dolor de cabeza, náuseas y malestar, y debieron asistir a una clínica. Allí se conoció que tres de ellas fueron internadas por los síntomas, y debimos coordinar tareas para encontrar lugar porque no había camas disponibles en todo Cipolletti, ni en el sector privado ni en el público. Debieron ser trasladas hasta Cinco Saltos”, relató Pihuala.

El funcionario de Educación confirmó que una de las trabajadoras ya fue dada de alta, mientras que dos continúan en observación. Una de ellas padece asma, por lo que el cuadro es más complicado.

“Pedimos un informe técnico a la empresa para dilucidar qué ocurrió y qué productos utilizaron. Quizás cambiaron las cantidades normales de la fórmula”, manifestó Pihuala.

Las clases en el colegio, en principio, se reanudarían el lunes porque el edificio ya estaría en condiciones aptas.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario