Condenan a un albañil por goteras

Las dueñas de una casa lo demandaron por las malas terminaciones de la obra que realizó. Deberá pagarles más de 27 mil pesos.

Un albañil que hizo mal su trabajo deberá indemnizar a las dueñas de la casa en la que colocó un techo. La jueza de Paz de Cipolletti Gabriela Lapuente hizo lugar a la demanda por menor cuantía interpuesta por dos mujeres. El obrero deberá abonarles 27.580,07 pesos.

Las mujeres consignaron en el formulario de inicio de la demanda que V.R. realizó trabajos de construcción en su vivienda y que dichas tareas por causa de una mala terminación generaron molestias y perjuicios. También afirmaron que le habían abonado 36.000 pesos.

Las denunciantes indicaron que, a causa de los desperfectos en el techo de la propiedad donde viven, en momentos en los que llueve el agua entra y ocasiona serias molestias.

Durante el trámite del proceso, el Gabinete de Criminalística de la Policía realizó una inspección en la vivienda y tomó fotografías. En el informe se contemplaron sobresalientes de vigas de acero en la esquina lateral izquierda de la casa, orillas con saliente de luz de una pared, el techo mal colocado y manchas de humedad.

En función de esos argumentos, la jueza hizo lugar al reclamo y condenó al albañil a abonar la suma de 27.580,07 pesos. En ese total, se fijó la suma de 20.000 pesos en concepto de daños y perjuicios y 7.580,07 pesos de intereses.

El fallo marca un precedente importante en la ciudad, ya que las quejas por los trabajos realizados en los hogares son comunes. Y esas contrataciones suelen realizarse en negro. De igual forma, los vecinos que contraten el servicio podrán obtener un resarcimiento.

Menor cuantía

Los procesos de menor cuantía son verdaderos juicios del ámbito civil y comercial que, por sus particulares características, tienen un trámite simplificado y gratuito ante cualquiera de los 49 Juzgados de Paz que funcionan en la provincia. Estas acciones de menor cuantía permiten a los ciudadanos resolver sus reclamos de hasta 30.000 pesos de una manera más rápida, sencilla y sin salir de su localidad.

El proceso se inicia ante el Juzgado de Paz con un formulario, que tiene el valor legal de una demanda, en el que se especifica el monto reclamado a la otra persona, empresa u organismo.

El procedimiento es gratuito para garantizar el acceso a la Justicia.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario